Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Condenada por inventarse haber sufrido un robo violento tras perder el móvil en Salou

Como el seguro no se lo cubría decidió denunciar falsamente haber sufrido un tirón
 

Àngel Juanpere

Whatsapp

Una mujer que perdió su teléfono móvil quería cobrar del seguro, pero como no cubría el extravío se inventó que se lo habían robado con violencia en Salou. De esta manera se embolsó 561 euros y el Juzgado abrió diligencias por los hechos. Fue con posterioridad, en plena investigación de los Mossos d’Esquadra, cuando se vino abajo y reconoció los hechos. Inicialmente, el Juzgado de lo Penal 3 la condenó a la mujer a pagar una multa de 300 euros por un delito de denuncia falsa, con las atenuantes de dilaciones indebidas, de reparación del daño y de arrepentimiento espontáneo. Se le absuelve del delito de estafa. Pero la Sección Segunda de la Audiencia de Tarragona ha rebajado la pena de multa a 225 euros.

La acusada, de 43 años y vecina de Reus, acudió a denunciar un supuesto robo con intimidación con el fin de obtener una indemnización del seguro. Así, a las 20.50 horas acudió a la comisaría de Salou, donde denunció haber sido víctima de un robo por el procedimiento del tirón en el Passeig Miramar de Salou, en concreto cuando iba por la acera junto a la playa y con el bolso colgado del hombro. Manifestó que un chico montado en bicicleta que venía por detrás le tiró del bolso, le dio un empujón y una patada. Dio incluso la descripción de la vestimenta del ladrón y del tipo de bicicleta que llevaba.

El Juzgado de Instrucción número 4 abrió diligencias por el robo, que fueron archivadas al día siguiente. El 3 de marzo, los Mossos d’Esquadra citaron a la mujer en la comisaría para aclarar los hechos, momento en que la mujer confesó a los agentes la falsedad de lo manifestado. Al día siguiente devolvió los 561 euros a la compañía aseguradora. La Audiencia rebaja la pena al considerar que las dilaciones deben ser consideradas «muy cualificadas» ya que el juez tardó diez meses en dictar una sentencia «sin complejidad». 

Temas

Comentarios

Lea También