Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Una ciclista herida tras ser embestida por un conductor borracho en Roda de Berà

El hombre sextuplicaba la tasa de alcoholemia y fue detenido por un delito contra la seguridad vial. La víctima resultó herida leve

M. Just / À. Juanpere

Whatsapp
Imagen del vehículo volcado en la N-340 a su paso por Roda. FOTO: dt

Imagen del vehículo volcado en la N-340 a su paso por Roda. FOTO: dt

Otro accidente de tráfico con ciclistas implicados en las carreteras tarraconenses. Se trata del siniestro que tuvo lugar el jueves por la tarde en la N-340, a su paso por Roda de Berà, donde un vehículo volcó y se salió de la vía. Pero segundos antes, el turismo –un Hyundai Atos de color rojo– impactó contra una bicicleta que circulaba por la misma carretera. Los Mossos d’Esquadra practicaron la prueba de alcoholemia al conductor y el resultado fue positivo. Dio 1,40 mg/litro de aire espirado, casi seis veces superior al límite permitido. Ante el resultado del alcoholímetro, los agentes del Àrea Regional de Trànsit de los Mossos d’Esquadra procedieron a la detención del conductor acusado de un delito contra la seguridad vial. El arrestado tiene 40 años, de nacionalidad española y es vecino de Oviedo.

Los hechos ocurrieron a media tarde en el punto kilométrico 1.182 –los Bombers de la Generalitat recibieron el aviso a las 18.29 horas–, y terminaron con dos personas heridas leves. La ciclista sufrió heridas leves y fue trasladada al Hospital del Vendrell para ser atendida. El conductor del vehículo, por su parte, también sufrió algunas heridas pero no fue trasladado a ningún centro sanitario.

El accidente tuvo lugar once días después del de Montbrió del Camp en el que un vehículo se llevó por delante a dos ciclistas. Los dos fallecieron. En ese caso, el conductor del turismo dio positivo en drogas. Un fatal atropello reabrió el debate de la delicada situación de los ciclistas. De hecho, hace apenas una semana –el domingo posterior al siniestro– se llevó a cabo una gran acción de recuerdo a las víctimas y de reivindicación de los derechos de los ciclistas, que lamentan la vulnerabilidad a la que se ven expuestos cuando circulan. El jueves, cuatro días después de la concentración, un conductor ebrio volvió a arrollar una bicicleta, en Roda de Berà. En este caso, pero, las heridas fueron leves.

Temas

Comentarios

Lea También