Costa

Se despierta y se encuentra a un ladrón intentando entrar en su casa de Vila-seca por el balcón

La Policía Local arresta esta madrugada de miércoles a un hombre de 32 años y vecino de Reus en la calle Tirant Lo Blanc

El propietario de una vivienda de la calle Tirant lo Blanc, en el barrio de la Formiga de Vila-seca, tenía en la madrugada de este miércoles el sueño ligero.

Eso permitió que, poco antes de las tres, escuchara un ruido anómalo que procedía de la parte exterior del balcón de la primera planta de su morada.

Además, como luego se sabría, otros presuntos ladrones (el número no está claro) habían saltado la verja perimetral de esta casa a cuatro vientos con la intención de dar cobertura al escalador.

Este sujeto debía entrar por el balcón y abrir la puerta principal de la casa por dentro. Lo que no tenían planificado los delincuentes era que el titular estuviera despierto a esas horas y tuviera las agallas y la capacidad de retener al ladrón escalador.

Rapidez de respuesta

El propietario de la vivienda asaltada se acercó de forma sigilosa hasta el balcón y se encontró con un hombre que forzaba la puerta  para entrar al interior. Abajo, en el jardín aguardaban los otros delincuentes escondidos a miradas ajenas de los vecinos.

El propietario logró retener al presunto ladrón y llamar a la Policía Local. Un vecino también oyó ruidos y llamó al 112 alertando a la operadora de noche de que posiblemente alguien estaba robando en la casa contigua y por el ruido no descartaba una pelea sin conocer a los implicados.

Testigos y fuentes de la investigación señalan que la presencia policial fue muy rápida tras la llamada de alerta vecinal. La patrulla del turno de noche de la Policía Local cogió al presunto ladrón y lo identificó.

Con antecedentes

El presunto ladrón retenido en este chalet de la calle Tirant lo Blanc es un vecino de Reus de 32 años de edad y posiblemente con antecedentes.

El hombre no llegó a entrar en la vivienda, por lo que el delito que se le imputa es el de robo con fuerza es en grado de tentativa.
Sin embargo, en el registro policial se le encontraron varios cientos de euros en billetes de dudosa procedencia, lo que no descartaría que el intento de robo en la casa de Vila-seca no fuera el primero que ejecutara el hombre esa madrugada.

El vecino de Reus no actuó solo. Se especula de que podría tener tres o cuatro cómplices, aunque ninguno de ellos ha sido arrestado y se desconoce cuántos le esperaban en el jardín.

Tras ‘pillar’ al escalador, sus acompañantes saltaron la valla perimetral de esta casa y se dieron a la fuga. A pesar de buscarlos horas después, no se localizaron.

Este intento de robo coincide con el que se perpetró el sábado 3 de febrero en una calle contigua: Hort d'en Torrell, del mismo barrio de La Formiga de Vila-seca.

Sigue navegando