Economía

Cardyon, un colchón contra el cambio climático

Covestro lanza un colchón hecho a partir de dióxido de carbono. Se trata del primer ejemplo comercial (y viable) de un material puesto a la venta y obtenido a partir de CO2

Covestro es un fabricante de materiales de altas prestaciones y de sistemas innovadores. No obstante, hay que recalcar el hecho de que esta productora siempre ha tenido presente el cuidado del medio ambiente entre sus principales objetivos.

Y es que se trata una de las principales productoras de polímeros del mundo. Los polímeros son moléculas gigantes formadas por la unión de muchísimas otras moléculas más pequeñas, como si fueran piezas o ladrillos, todas iguales y que se denominan monómeros.

La compañía, antes conocida como Bayer MaterialScience, tiene una larga carrera y experiencia creando polímeros útiles para construir materiales. Así, lo que hacen con el CO2 es fijar su molécula transformándola en otra llamada poliol o polialcohol. Para ello extraen el gas y lo «fijan» en estos polioles, moléculas alcohólicas muy hidratadas que emplearán como monómeros, esas unidades básicas, en la construcción de un polímero: el poliuretano.

El poliuretano es una de las sustancias plásticas más utilizadas y útiles que existen. Los poliuretanos se utilizan para la fabricación de espumas aislantes, de pegamentos selladores, de material textil, moldes, embalajes, piezas mecánicas e incluso muebles.

De hecho, estos últimos constituyen el primer ejemplo comercial de la venta de un producto obtenido a partir del CO2. El dióxido de carbono empleado en el proceso termina convirtiéndose en un bonito colchón. O en el relleno para un sofá. Aunque pueda parecer un hecho sin gran importancia, supuso el primer ejemplo comercial (y viable) de un material puesto a la venta y obtenido a partir de CO2. A día de hoy, es un producto exitoso a nivel comercial y ecológico.

Y es que el dióxido de carbono, más conocido como CO2, es el principal factor responsable de uno de los grandes peligros que azotan a la sociedad actual y que no es otro que el cambio climático. No obstante, también se trata de una sustancia natural que se produce al respirar, en muchas operaciones cotidianas de nuestra vida y como residuo de la industria. Así pues, el CO2 también tiene la utilidad de utilizar como materia prima.

Sigue navegando