Reus

El plan director del Aeropuerto de Reus de 2006 apenas se ha ejecutado

Del último documento aprobado sólo se ha realizado una décima parte y se han dejado de lado inversiones relevantes como la nueva torre de control o el nuevo Edificio Terminal

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, anunció el martes que AENA tendrá listo en primavera un nuevo plan director para el Aeropuerto de Reus y que estará aprobado entre 2019 y 2020. Una intervención que satisface por su contenido pero que genera dudas en el territorio al respecto de su materialización. Sobre todo si se tienen en cuenta los antecedentes de estos años. 

El último plan director del aeropuerto aprobado es de 2006. Éste, además, ya fue una revisión del de 2001 por el espectacular crecimiento que estaba experimentado la infraestructura superando, de forma holgada, el millón de pasajeros. Una situación que se alargó unos años hasta la llegada de la crisis económica, que paralizó su buena marcha. Tampoco acompañó el citado plan director, que apenas se llegó a activar y que todavía sigue en pañales. 

El actual plan director es una revisión del que se aprobó en 2001

Si se repasa el plan de inversiones definido se aprecia que sólo se ha ejecutado una décima parte del total, dejando de lado las actuaciones estratégicas y más relevantes para el aeródromo. Por ejemplo, no se ha construido la nueva torre de control, la plataforma de aviación comercial, una amplia zona de hipódromos de recogida de equipajes o el nuevo Edificio Terminal de dos plantas. Cabe subrayar que el total de la inversión en infraestructuras que se preveía hasta el 2011 era de 125 millones.

Si bien es cierto que las grandes intervenciones no se han llevado a cabo, sí que se han realizado actuaciones concretas como la construcción de las zonas de aparcamiento o la ampliación del Edificio Terminal de pasajeros. Unas medidas que, junto con las que se siguen realizando, están incluidas en el  Documento de Regulación Aeroportuaria (DORA). El que está vigente actualmente (2017-2021) prevé un presupuesto para el aeropuerto de unos 18 millones.

Escepticismo en el territorio

Desde el sindicato UGT se mostraban ayer satisfechos con la decisión de «abandonar el inmobilismo» con el aeropuerto pero con cautela, ya que «del anterior plan director prácticamente no se ejecutó nada». Por su parte, el presidente de la Cambra de Comerç de Reus, Isaac Sanromà, también valoraba de forma positiva el anuncio del ministro de Fomento pero le pedía concreción. «Seguimos a la expectativa de conocer el contenido del plan director, pero no nos detendremos pidiendo aquello que el gobierno ya prometió y adjudicó, como la Estación Intermodal. Está claro que no podemos perder más tiempo y, por eso, consideramos que es el momento de los hechos y no de las palabras». 

Sigue navegando