Trending

Consejos para combatir la alergia a perros y gatos

Las alergias a los animales domésticos que poseen pelos o plumas son muy comunes, en especial en personas que padecen de asma o insuficiencias respiratorias. La alergia es una reacción excesiva del cuerpo ante sustancias que este percibe como dañinas.

Las personas que presentan alergias ante animales domésticos, como perros y gatos,  tienen un sistema inmunológico sensible que reacciona ante ciertas proteínas que tienden a ser inofensivas. Estas se hallan en la saliva, la orina y la caspa que se encuentra en los pelos de las mascotas. Estas proteínas se denominan alérgenos.

Las causas de la alergia

Siempre se piensa que el principal causante de la alergia en las personas está relacionado con el pelo que nuestro gato o perro suelta. Si bien las proteínas que se encuentran en el pelo son el medio por el cual se transmite la reacción, lo que produce la alergia es el polvo, el polen y la caspa que se acumula en el pelaje. Las personas que tienden a ser alérgicas a los perros, son mayoritariamente alérgicas a un alérgeno denominado Can F1. Este alérgeno se acumula en el pelo de los perros y en otras superficies del hogar. Esta proteína se encuentra también presente en la piel, en la saliva y en las glándulas sebáceas de tu mascota.

En los gatos, el alérgeno que ocasiona reacciones alérgicas es el Fel D1. Al igual que en los perros, esta proteína se encuentra en la piel, en la saliva, en las glándulas sudoríparas, en las glándulas sebáceas y en el fluido lagrimal. Existe una raza de gato, el gato siberiano, que no produce esta proteína y por ello es una mascota ideal para aquellas personas que aman a los gatos pero son alérgicas al alérgeno Fel D1.

¿Cuáles son los síntomas de las alergias?

Las reacciones alérgicas que las personas presentan varían de una a otra. Por lo general lo que se presenta con más frecuencia son reacciones en la piel (cutáneas) como la piel enrojecida o sarpullido. En la nariz, como estornudos y secreciones nasales(rinitis), dificultades al respirar o bronquios afectados (asma o bronquitis) y en los ojos, como ojos enrojecidos o lagrimeo constante (conjuntivitis). A veces se pueden presentar varios síntomas al mismo tiempo, pero lo más común es que se presente una rino-conjuntivitis. Cuando estas reacciones aparecen lo más fácil es culpar a la mascota, pero es recomendable visitar a un especialista para verificar si en realidad el causante de los síntomas es una alergia a los perros o gatos.

¿Cómo encontrar una solución?

La solución más rápida es encontrar un nuevo hogar para la mascota pero seguro no está en los deseos de poca gente de ella. Es posible seguir conviviendo con un perro o un gato siguiendo una serie de consejos que ayudarán a disminuir e incluso a desaparecer casi por completo los síntomas asociados a la alergia a la mascota.

* Hay prescindir de muebles o alfombras tapizadas. El alérgeno tiende a acumularse en ellos, sin embargo, con una aspiradora escoba para mascotas se pueden mantener limpios y libres de pelos , lo que ayudaría a minimizar la concentración de alérgenos y así no tener que deshacerte de los muebles preferidos.

* Cepillar al perro o gato con regularidad. Esto hay que hacerlo fuera de casa para no dejar pelos y contaminar nuestro hogar.

* Es preferible que la mascota no tenga acceso a los dormitorios ni que duerma en tu cama.

* Se debe lavar con frecuencia la cama, recipientes y utensilios que usa la mascota.

* Para los gatos, es recomendable aplicar la castración, ya que en los machos reduce la concentración de la Fel D1.

* Si no afecta a la salud del perro, lo recomendable es bañarlo una vez a la semana.

* Es necesario limpiar la casa a fondo con regularidad. Existen aspiradoras de vapor que te ayudarían a no despertar las partículas alergénicas que podrían encontrarse en tu hogar y las mencionadas aspiradoras para mascotas podrían traerte muy buenos resultados.

Estos simples consejos y recomendaciones deberían hacer posible la convivencia con cualquier mascota. Sin embargo, existe la posibilidad de que existan personas con un sistema inmunológico muy sensible y la vida con una mascota les sea insostenible. En este caso lo recomendable es buscar un nuevo hogar para ellos.

Sigue navegando