Más de Camp

Dolor por la muerte de una mujer quemada por su pareja en La Bisbal

Condena por una nueve muerte de violencia machista. El hombre detenido llamó al teléfono de emergencias diciendo que la víctima se había intentado suicidar en la vivienda

José M. Baselga - Jordi Cabré

Whatsapp
La casa de la urbanización Can Gordei en la que su produjo el ataque.  FOTO:  JMB

La casa de la urbanización Can Gordei en la que su produjo el ataque. FOTO: JMB

«Sólo es la punta del iceberg de la violencia contra las mujeres por parte de los hombres por el mero hecho de ser mujer», ha lamentado la presidenta del Institut Català de la Dona, Laura Martínez, en el acto de condena del crimen machista que acabó con la vida de una vecina en La Bisbal del Penedès este lunes.

La crueldad de la muerte hace más execrable, si cabe, el ataque. La mujer murió abrasada después de que el atacante presuntamente  la rociase con gasolina y le prendiese fuego. La víctima, de 50 años, fue trasladada al hospital de Vall d’Hebron en helicóptero, pero no se pudo hacer nada por salvar su vida.

El nuevo asesinato de una mujer genera condenas unánimes. Los Mossos d’Esquadra detuvieron al individuo, de 37 años, que presuntamente agredió a la mujer en una casa de la urbanización de Can Gordei. La vivienda está en uno de esos núcleos alejados del centro histórico.

Imagen de la concentración de condena al asesinato en La Bisbal. Foto: JMB

Vecinos de la zona apenas conocían a la pareja. La casa era de los padres de él. Pero se dejaban ver poco. A él todavía algún vecino dice haberlo visto. A ella, no tanto. Pasaban alguna temporada en esa vivienda unifamiliar pero salían poco de ella. Ni la víctima ni el agresor están empadronados en el municipio.

Avisó de un intento de suicidio

Los Mossos mantienen una investigación con un detenido como sospechoso. No constan denuncias de violencia de género entre ellos, aunque algunas fuentes citan que sí podría haber un antecedente del detenido hacia su madre.

Fue este lunes a primera hora de la tarde cuando llegaban informaciones de un fuego en esa casa de la calle Foix. Pero a medida que se conocía lo sucedido se imponía la consternación.

El hombre llamó al teléfono de emergencias 112 explicando que una mujer había sufrido quemaduras. Llegó a explicar que había sido un intento de suicidio. Y que él también sufrió quemaduras en los brazos. Hasta la vivienda llegaron ambulancias del Sistema d’Emergències Mèdiques (SEM) que atendieron al hombre de sus heridas y optaron por un traslado al hospital de El Vendrell para ser atendido de sus heridas.

En estado crítico estaba la mujer. El SEM movilizó un traslado de emergencia en helicóptero al hospital de Vall d’Hebron de Barcelona. Pero la víctima pronunció unas palabras que revelaron lo sucedido. Dijo que había sido el hombre quien la había prendido   fuego. La víctima del ataque moría poco después en el hospital.

La detención

Comenzó una rápida investigación que llevó a los Mossos a detener al individuo en el hospital de El Vendrell acusado de homicidio. Allí comenzó a entrar en contradicciones sobre lo sucedido.

La condena de esa nueva muerte por violencia machista es contundente. La alcaldesa de La Bisbal, Agnès Farré, maldijo ese ataque. En la plaza del Ayuntamiento se concentraron vecinos en repulsa. En la localidad se decretarán tres días de duelo.

A la concentración de condena ha acudido la presidenta del Institut Català de la Dona, Laura Martínez, que ha dicho que esos ataques «parece que ocurren lejos pero también suceden en casa». Señaló que las muertes son la parte visible, «la punta del iceberg» de muchas violencias contra las mujeres que permanecen ocultas y contra las que también debe actuarse».
La muerte de la mujer sería la primera por violencia machista este año en la demarcación.

Temas

Comentarios

Lea También