Catalunya se plantea reabrir la restauración y hostelería en horario nocturno

La consellera Budó reconoce que «va siendo hora de dar aire a la gente y negocios», pero descarta la apertura del ocio nocturno

EUROPA PRESS-EFE

Whatsapp
Imagen de archivo de una protesta de restauradores y hostelero de Reus. FOTO: A.MARINÉ/DT

Imagen de archivo de una protesta de restauradores y hostelero de Reus. FOTO: A.MARINÉ/DT

La consellera de la Presidencia y portavoz del Govern, Meritxell Budó, aseguró ayer lunes que el Ejecutivo catalán se plantea abrir la restauración y la hostelería en el horario nocturno para permitir el servicio de cenas: «Es una de las medidas que se deben poner sobre la mesa».

En una entrevista concedida ayer a La2 y Ràdio 4, Meritxell Budó dijo que con los datos que hay «en estos momentos y con la tendencia de bajada desde hace muchas semanas», considera que se puede replantear la apertura de los restaurantes en horario de noche.

«Ya va siendo el momento de dar este aire que tenemos que dar a la gente y a los negocios. Esta mañana –por ayer– leía la incidencia e impacto psicológico que está teniendo sobre nuestra población esta pandemia, que ya hace un año que dura», añadió.

Preguntada por si el levantamiento del confinamiento comarcal –que entró en funcionamiento ayer lunes– se prorrogará más allá de los 15 días previstos, la portavoz dijo que así será, excepto si hay «un descalabro», y reafirmó que el objetivo es ir levantando medidas progresivamente y no tener que volver atrás.

Sobre si la apertura del ocio nocturno es otra de las medidas que están sobre la mesa, Budó lo descartó y dijo que está «100% segura de que el ocio nocturno no abrirá de aquí a 15 días» y que hay que valorar cuál será el mejor momento para recuperar esta actividad.

Cabe recordar que Catalunya inició ayer la desescalada, con la apertura del confinamiento comarcal para viajar sólo las personas de la burbuja estable y los comercios hasta 800 metros cuadrados, pero con inquietud por la evolución de la pandemia en las comarcas de Lleida y la Catalunya central.

Si bien los datos epidemiológicos indicaban ayer que la tercera ola en Catalunya ha alcanzado su nivel más bajo, con un riesgo de rebrote (EPG) de 177 puntos, similar al final de la segunda ola a principios de diciembre, repuntó el número de hospitalizados por Covid-19, que ayer fueron 1.554, un total de 72 más que el domingo, de los cuales 430 están en la UCI, cinco más.

También repuntó una centena la velocidad de propagación del virus (Rt) para colocarse en 0,93, es decir cada 100 personas contagiadas infectan una media de 93 personas.

Por su parte, los científicos del grupo de investigación en Biología Computacional y Sistemas Complejos (BIOCOMSC) de la UPC, que hacen un seguimiento diario de los indicadores epidémicos, alertaron ayer de que hay zonas de Catalunya, como la región sanitaria Central o la de Lleida, donde los datos no mejoran desde hace semanas.

Temas

Comentarios

Lea También