El sector químico en España: ¿Cuál es su papel a día de hoy?

| Actualizado a 24 marzo 2022 10:46
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

¿Cree que se debe proteger el catalán en las escuelas?


No

Según los últimos datos recogidos por la Federación Empresarial de la Industria Química Española (feiQue) en su estudio “Radiografía económica del Sector Químico español”, el sector químico sigue siendo uno de los sectores más importantes y consolidados en la actualidad.

Hoy en día, la industria del sector químico representa el 5,5% del PIB y cuenta con más del 50% de su facturación enfocada a mercados exteriores. Es por ello que representa uno de los principales sectores industriales con un mayor porcentaje de PIB, superado únicamente por el sector de la alimentación, bebidas y tabaco, por no comentar que es el segundo mayor exportador de la economía española, a la vez que lidera la lista de los inversores industriales en I+D+i.

El sector químico: Líder en innovación

Como podemos ver, el sector químico es uno de los sectores más importantes y consolidados en la economía española. Esto no es un hecho fortuito, sino que se debe gracias a su capacidad de innovación y por ser el primer inversor en I+D+i de toda la industria, destinando 1.038 millones de euros anuales a estas actividades.

Este liderazgo en innovación permite al sector lograr una serie de objetivos medioambientales, económicos y de digitalización y conseguir que el sector químico pueda ofrecer soluciones sostenibles, así como mejorar los procesos internos para convertirse en un sector más eficiente, productivo y seguro.

Elvira Pujol, Business Development Manager de Marino iSolutions, solución de gestión empresarial ERP&CRM desarrollada por la compañía Inology, señala que “la transformación digital es un aspecto clave. Las empresas tienen la necesidad de transformarse digitalmente para que sus negocios despeguen en un mundo cada vez más tecnológico y competitivo”. Elvira continúa: “Por eso, la transformación digital no es un hecho, es una realidad. No solamente en cuanto a organización, productividad y automatización de procesos, sino que también lo es a nivel de seguridad. Tecnológicamente hablando, cuanto más desactualizada esté una empresa más dificultades tendrá en términos de seguridad, ya que las herramientas o sistemas que utilicen en su día a día estarán obsoletos. Por ello, es importante que las compañías se adapten rápidamente a los constantes cambios y avances tecnológicos. Sobre todo, en el sector químico, donde garantizar los máximos niveles de calidad es esencial”.

Además, a finales de 2021 el Gobierno de España publicó la Política Industrial España 2030, dentro de la Palanca V del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, que tiene como objetivo la modernización y digitalización del tejido industrial y de la pyme. Por ese motivo, muchas empresas del sector químico han decidido apostar por herramientas de gestión empresarial para agilizar y perfeccionar todos los procesos internos, ya sean tareas estándar o procesos exclusivos del sector, puesto que estas soluciones les permiten obtener las capacidades necesarias para afrontar los nuevos retos existentes y transicionar hacia la transformación digital para impulsar la modernización, productividad y competitividad frente a la competencia.

En este sentido, Elvira Pujol destaca que “en el sector químico, la trazabilidad de los lotes y la gestión de calidad es primordial. Para asegurar que el funcionamiento de la industria sea correcto, las empresas que apuesten por la digitalización y el uso de herramientas de gestión empresarial, mejorarán sus procesos internos y rendimiento, a la vez que contarán con la seguridad de que los resultados serán óptimos y reales”.

Estas acciones, tendrán un mayor o menor impacto dentro de las organizaciones en función del ritmo al que quieran adaptarse. Pero lo más importante, sobre todo, es que todas ellas hagan un ejercicio interno para valorar su situación actual y el grado de madurez digital que están asumiendo. Una vez hecho este análisis, será más fácil prever qué objetivos o metas relacionadas con la transformación digital son alcanzables y evaluar el grado de compromiso que se tendrá con estas iniciativas durante los próximos años.

Solo así, las empresas del sector químico podrán establecer una estrategia de digitalización real, factible, acorde a sus necesidades y a largo plazo.

Comentarios
Multimedia Diari