El curso de la Covid arrancará con 9.000 alumnos menos y 300.000 ordenadores más

El conseller d’Educació dice que el colegio es el lugar más seguro para niños y jóvenes fuera de casa y remarcó la importancia de los grupos estanco para evitar la propagación del virus

AGENCIAS

Whatsapp
Una reunión de profesores en el colegio Cèsar August de Tarragona, previa al inicio de este curso 2020-21.  FOTO: PERE FERRÉ

Una reunión de profesores en el colegio Cèsar August de Tarragona, previa al inicio de este curso 2020-21. FOTO: PERE FERRÉ

El conseller de Educació, Josep Bargalló, realizó un llamamiento a la responsabilidad de las familias y los docentes para que el próximo curso escolar, «marcado por la pandemia», tenga todas las garantías de seguridad.

El consejero presentó ayer los datos y las novedades de un «atípico» curso escolar 2020-2021, que arrancará el próximo 14 de septiembre y que está marcado por la incertidumbre, e incluso por la preocupación entre los padres y madres y los propios profesores. Para garantizar la seguridad, Bargalló reiteró que las medidas diseñadas por Educació «pivotan sobre la organización de la actividad lectiva a partir de grupos estables de convivencia».

Para el buen funcionamiento del curso desde el punto de vista no pedagógico, Bargalló citó como «medidas clave» también el acceso por turnos para evitar aglomeraciones, el uso de la mascarilla desde los 12 años y los 6 «si la situación pandémica lo requiere», las salidas al patio con mascarilla por turnos y respetando el metro y medio de distancia, la ventilación de espacios y el uso de gel hidroalcohólico y el lavado constante de manos tanto los profesores como los alumnos.

Temperatura límite

El consejero destacó otras medidas como el control de síntomas y de temperatura de los alumnos, que no podrán acceder en el centro a partir de una temperatura de 37.2 grados, y la criba problacional que se iniciará en la tercera semana de septiembre.

Bargalló informó que las reuniones con las familias y personal externo serán telemáticas, excepto aquellas en las cuales «sea imprescindible la presencialidad» que se harán en grupos máximos de 10 alumnos, según señaló el consejero, que puso mucho énfasis en dar garantías a la comunidad educativa de que el curso puede empezar con relativa normalidad: «La escuela es el lugar más seguro para un niño y un adolescente fuera de su casa».

También serán virtuales las reuniones con el personal del centro educativo, o con menos de 10 personas.

El titular de Educación en la Generalitat se dirigió en su comparecencia a los docentes, a los cuales les reconoció la «incomodidad» e incluso «poca efectividad» en la comunicación a tener que usar la mascarilla y tener que mantener la distancia, y les dijo que «hay que llevar la seguridad al límite», además de insistir en la «necesidad de programar actividades al aire libre».

El consejero explicó que en los centros se tomarán otras medidas como la distancia física en los espacios de comedor, la higiene y desinfección de las máquinas expendedoras y el uso de los vestuarios y duchas por parte de un grupo estable, con higiene y ventilación.

Del total de la plantilla docente, de atención educativa y administración, el conseller concretó que 1.700 personas han acreditado ser personal vulnerable, mientras que el pasado mas de junio fueron 12.800 las que «a causa de una posible vulnerabilidad no asistieron en los centros, que solo abrieron de manera parcial».

De los 1.700, un total de 800 serán bajas médicas a partir del próximo lunes 14 y contarán con sustitución desde el primer día, según aseguró Bargalló, mientras que los 900 restantes «tendrán algún tipo de adaptación como trabajo telemático».

«No serán los datos de todo el año, sino que evolucionarán a lo largo del curso, a medida que evolucione la pandemia», según señaló Bargalló.

Sobre el 30% de grupos estables de primaria que en la red pública superan la ratio recomendada de 20 alumnos, Bargalló afirmó que siguen «estudiando como solucionarlo» y que «si hace falta habrá más contrataciones» al margen de las 8.162 confirmadas, a pesar de que insistió en que «más importante que el número de alumnos, lo es la estanqueidad del grupo para garantizar la seguridad». De esas contrataciones, 5.321 serán personal docente, en la inversión más alta hecha hasta la fecha por el Departament.

El curso arranca con 12.098 alumnos menos que el anterior, 3.954 menos en P3 y 12.163 menos en primaria a causa «sobre todo de la movilidad», mientras que hay 1.454 más en ESO, 591 más en Bachillerato y los de FP aumentan en 2.420.

Las ratios en Secundaria se han establecido en 30 alumnos, hecho que «puede provocar algunas actividades telemáticas», según admitió Bargalló, a pesar de que en Catalunya «la docencia tiene que ser eminentemente presencial en toda la etapa obligatoria».

En la enseñanza postobligatoria «cada centro ha organizado la presencialidad o virtualidad de las actividades lectivas», recordó.

Este curso contará con 29 institutos escuela nuevos, de forma que en total serán 83 los centros de esta tipología. Tres centros se han incorporado a la red pública, que son el Institut-escola Eixample que hasta el pasado curso era concertado; la escuela Ateneu Igualadí, que también era concertada, y el instituto Vall de Tenes, que era de titularidad mancomunada.

Nuevos centros

Además, se abrirán cinco centros de nueva construcción, que son el Institut Vilafranca 2 (Vilafranca de Penedès), Institut Vapor del Fil (Barcelona), Institut Nou Palafrugell (Palafrugell), Institut de Peralada (Peralada), y el Institut Professional de Turisme Eqüestre del Maresme (Santa Susanna), que es específico de FP.

La Escuela Voltregà se ha creado por fusión de dos escuelas y otros tres centros de Formación Profesional se crean por traslado de ciclos, que son el Institut d’Estudis Professionals Aqüícoles i Ambientals de Catalunya (Sant Carles de la Ràpita), el Institut de l’Esport de Barcelona y el Institut-Centre d’Esports de Muntanya del Pallars (la Pobla de Segur).

Otra de las novedades es mantener las ayudas de comedor durante todo el curso. En caso de confinamiento de centros, se garantizarán a todos los alumnos beneficiarios.

Temas

Comentarios

Lea También