Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Catalunya Entrevista al delegado del Govern cesado, ôscar Peris

‘Los demócratas no aceptamos esta dictadura constitucional’

Òscar Peris se despidió ayer de los trabajadores de la Generalitat de Catalunya tras ser cesado el pasado martes como delegado del Govern en Tarragona. El político vallense estaba en el cargo desde enero de 2016. 

Octavi Saumell

Whatsapp
Òscar Peris, en una imagen en el que ha sido su despacho en la Generalitat a lo largo de los dos últimos años. FOTO: Pere Ferré

Òscar Peris, en una imagen en el que ha sido su despacho en la Generalitat a lo largo de los dos últimos años. FOTO: Pere Ferré

- ¿Se esperaba el cese?
No, pero era previsible ante la situación de regresión democrática y de vulneración de los derechos civiles que vivimos.  

- ¿Se siente destituido?
No, porque no me ha cesado el gobierno legítimo que me designó. Hemos cumplido el programa electoral con el que fuimos la fuerza más votada en las elecciones con más participación de la historia. No hemos engañado a nadie. 

- ¿El Estado usa el 155 para recentralizar el poder político?
Sí, de hecho no hay precedentes en este sentido. Los demócratas no aceptamos ninguna dictadura, tampoco la constitucional. 

«Me preocupa que en España pueda presentarse un partido como La Falange y que, en cambio, ERC y CUP sufran una persecución»

- ¿Cree que España es una dictadura constitucional?
Los medios internacionales no entienden que la mayoría de un Parlament escogido democráticamente no pueda desarrollar su programa. Quieren ganar a través del Constitucional lo que no lograron en las urnas. 

- La prensa extranjera también destaca que el independentismo no llega al 50% de votos y que el artículo 155 es constitucional. 
Los medios tienen claro que lo que queremos es votar. En el Reino Unido, el conservador Cameron acordó un referéndum con Escocia. Tarde o temprano se votará en un referéndum, que es la solución. Lo hemos pedido 18 veces ya.

- Una cosa es votar y otra declarar la independencia. 
El 27 de octubre se proclamó la República porque es el mandato que tenía el Parlament. 

- ¿Se proclamó la República? En el texto sólo se dice que ‘el Parlament insta al Govern a...’. 
No entraré en el detalle jurídico de la resolución, pero lo que está claro es que pocas horas después el Estado aplicó el artículo 155. 

- Nadie ha reconocido la República Catalana. 
Catalunya está en el tablero internacional desde el 1 de octubre. Sabemos que es ahora cuando empieza la partida. 

«Lo que provoca que se marchen empresas no es la declaración de independencia, sino los incumplimientos con el Corredor del Mediterráneo»

- ¿Esperan algún reconocimiento en breve?
Todo ayudaría, pero con Eslovenia tardaron seis meses. España aún no ha reconocido Kosovo, que participará en los Juegos de Tarragona. 

- ¿Se ha esperado demasiado de la Unión Europea?
La comunidad internacional siempre nos ha pedido un mandato democrático. Lo tenemos desde las últimas elecciones. 

- Pero por encima de ese mandato, la UE prioriza el cumplimiento de la Constitución. 
No puede ser que unas veces la Constitución se pueda cambiar en 24 horas y que, en otras, sea inamovible. 

- ¿Debe acudirse a las elecciones del 21 de diciembre?
Debemos acudir siempre a las urnas, ya que toda política que no hagamos para nosotros la harán en contra nuestra. 

- ¿Pero si se proclamó la República Catalana, para qué se presentan a unas elecciones autonómicas españolas?
El Estado español no acata la voluntad libre del Parlament. Ha convocado unas elecciones ilegítimas en base al artículo 155, pero lo que no haremos será no ir.

- ¿El mandato democrático que surja del 21-D estará por encima del logrado el 1 de octubre?
Lo que haremos el 21 de diciembre será defender el mandato democrático del 1 de octubre, que aplicamos el 27 de octubre.  

- ¿Una victoria del independentismo el 21-D avala la proclamación de la República?
Exacto. Es el Estado el que lo ha marcado como un plebiscito. 

No me siento destituido, pero era previsible ante la situación de regresión democrática y de vulneración de derechos fundamentales que sufrimos»

- ¿Podrían ilegalizarse partidos?
Lo que me sorprende es que se puedan presentar partidos como la Falange y que ERC o CUP puedan sufrir una persecución. Durante las últimas semanas ha surgido una extrema derecha que todos creíamos que ya no existía.  

- ¿El Procés habrá acabado si C’s, PP y PSC tienen mayoría? 
¿Los escoceses han renunciado a la independencia pese a perder el referéndum? Hay etapas y ritmos diferentes. 

- Desde el 1 de octubre se han ido muchas empresas de Tarragona. ¿Es preocupante?
Las imágenes de violencia del 1 de octubre han generado inseguridad, como el decreto del Estado para perjudicar la economía catalana. Lo que genera inestabilidad no es la declaración de independencia, sino los incumplimientos con el Corredor del Mediterráneo o el elevado precio que tiene la energía.

Temas

Comentarios

Lea También