Archivada la denuncia contra concejales de Calafell por el ruido en una calle

La Fiscalía sin embargo pide reabrir el caso porque considera que la situación no se solucionó

José M. Baselga

Whatsapp
La calle Monturiol de Calafell. FOTO: GABRIEL MESTRE

La calle Monturiol de Calafell. FOTO: GABRIEL MESTRE

El juzgado de El Vendrell ha archivado provisionalmente la denuncia que puso en 2006 una vecina por los ruidos en la calle Monturiol, que concentra la oferta de ocio nocturno en el municipio.

Los concejales de Medio Ambiente Josep Parera y José Antonio Jiménez y el de Urbanismo Rafel Solé, fueron los investigados y tuvieron que declarar por un posible delito ecológico.

Ansiedad y depresión

La denuncia la puso una vecina que residía en la calle y que aseguró que a cauda de los ruidos sufría ansiedad, depresión e insomnio. Las mediciones que se realizaron superaron los límites de ruido.

La calle Monturiol. FOTO GABRIEL MESTRE

La mujer dijo que pese a las reiteradas denuncias, el Ayuntamiento no tomaba medidas para evitar las molestias. La Fiscalía de Medio Ambiente puso la denuncia y el juzgado la estimó para proteger los derechos fundamentales y por la inactividad del consistorio para aplicar medidas.

Primer archivo
Hubo un primer archivo, pero el fiscal reabrió el caso.  Durante el proceso los concejales han demostrado que entre 2011 y 2015 se hicieron sonometrías, se aprobó un mapa acústico y una oprdenanza de ruidos y se abrieron una veintena de expedientes a locales. Incluso el Ayuntamiento destinó a abogado en exclusiva a velar por el cumplimiento de la sentencia.

La propia denunciante reconoció que se había rebajado el ruido, hubieron mediciones en su casa y que la molestia era por dejar las puertas abiertas de los locales. Los técnicos municipales señalaron que los ruidos procedían de la concentración de personas en la calle, lo que es dificil de controlar. Aún así, hubo controles para velar por el cumplimiento de los horarios de locales y en la calle para mantener el orden.

La Fiscalía insiste
El juzgado ha archivado de nuevo el caso para los tres concejales, pero la Fiscalía pide que se mantenga para Parera y Jiménez. Entiende el archivo para Solé ya que era concejal de Urbanismo y no realizó acciones u omisiones en el ámbito de su cargo. De hecho considera que hay una falta de acusación para este concejal, lo que genera su indefensión. No obstante ya ni Parera ni Jiménez son concejales.

Los locales también se implicaron para lograr orden.

El juzgado señala que para Parera y Jiménez tampoco hay indicios de delito. No contravinieron leyes protectoras de medio ambiente, ni informaron de forma  favorable licencias que autorizasen actividades contaminantes ni obviaron infracciones ni  inspecciones obligatorias.
El juzgado tampoco observa un perjuicio grave para el equilibrio de los sistemas y de la salud, que afecte a la órbita penal, ni aun viviendo en la calle de ocio.

Golondrinas y linces
Pero la Fiscalía mantiene la acusación para Parera y Jiménez ya que considera que la situación se mantuvo hasta 2017. destaca que aunque la perjudicada ya no vive en la calle Monturiol, no es justificación para que se trate de una zona de ocio y el ayuntamiento la permita en zona urbana.

Un control de la Policía Local en la calle Monturiol.

Apunta el fiscal que no es relevante que el ruido se produzca de puertas afuera de los locales, porque la residencia de los vecinos en ese lugar es legal y no deben verse obligados a soportar el ruido.

Delito específico
Destaca que si quien se hubiese visto obligado a cambiar de residencia hubiera sido una golondrina o un lince, sería un delito específico, por lo que si se trata de un ser humano hay más razones.

Ahora el juzgado deberá determinar si reabre el caso contra os dos concejales.

¿Y qué pasa ahora con las fiestas?

La situación de los ruidos tiene una derivada. Durante los últimos años, diferentes colectivos han pedido alargar el horario de las fiestas mayores. El Ayuntamiento lo rechazaba argumentando que tenía sobre su cabeza la amenaza de una denuncia y una pendiente sentencia por ruidos.

Un concierto en Calafell durante pasadas fiestas mayores.

El pasado año el consistorio autorizó la finalización de los conciertos a las 4.30, frente a las 3.30 del anterior. Pero también hubo quejas. 
El consistorio argumenta la regulación horaria que determina la Generalitat y destacaba la situación procesal. Este año se mantienen los horarios y también las quejas de colectivos y entidades que piden que se alarguen. 

Excepcionales
La Ley establece la dispensa para las celebraciones excepcionales y especiales. Es entonces  cuando los municipios tienen potestad para alargar horarios. 

Pero la Ley no considera a las fiestas mayores como excepcionales ya que son cada año.  Hace unas temporadas el Ayuntamiento de Vilanova i la Geltrú fue condenado por un festival de música que celebra cada año.  La denuncia de un vecino obligó a recortar el horario y cambiar el emplazamiento ya que el juez consideró que no es excepcional algo que se celebra cada año.

Rafel Solé, para quien el juzgado y la Fiscalía archiva la denuncia por ruidos, considera que Calafell debe recupera la celebración de las fiestas más allá de las tres de la madrugada.

Un concierto en Calafell.

Lamenta que en la pasada legislatura haya sido objeto «de un ataque político contra mi persona. En algún pleno el gobierno del PSC ha dicho que si las fiestas no alargaban horario, era por mi caso. Como si fuese responsable de los ruidos en la calle Monturiol. Una cosa no tenía que ver con la otra y ahora se ha demostrado».

La lista

El concejal se considera víctima de un ataque. De hecho, la citación de Solé fue en 2017, después de que la Fiscalía reabriese el caso que ya había sido archivado una vez.  El nuevo gobierno del PSC envió al juzgado el listado de los concejales de Medio Ambiente en el periodo 2006-2015, pero también incorporó el nombre de Solé, pese a que era concejal de Urbanismo entre 2011 y 2015.

Solé considera que la entrega de su nombre al juzgado se hizo de manera interesada por parte del nuevo. Solé estudia pedir responsabilidades por la afectación que el caso ha tenido para su honor. Solé ya no ha concurrido a estas municipales, pero critica ataques personales para una desacreditación política.

Temas

Comentarios

Lea También