Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Calafell 'monta' una prueba de dunas para retener arena en la playa

La mordida del pasado fin de semana en la costa del Francàs en El Vendrell preocupa a los vecinos

José M. Baselga

Whatsapp
Los montones de arena que deben acabar configurando dunas en Calafell.

Los montones de arena que deben acabar configurando dunas en Calafell.

Las playas de Calafel comienzan a tener incipientes montículos de arena con el objetivo de que sirvan como reservorios de sedimento para poder utilizarlo en caso de que los temporales afecten a costa acelerando la regresión.

Esos montículos de arena los ha creado el Ayuntamiento con el objetivo de que tengan un efecto similar a las dunas naturales de manera que retengan la arena que desplaza el viento.

 

Esos sistema dunares artificiales se colocarán entre el puerto de Segur y la zona de Mas Mel, ya que es el tramo que pierde más arena por la barrera que supone la instalación náutica en el desplazamiento de sedimentos. También es la zona que queda sin protección por los diques. 

La prueba piloto ha comenzado en Mas Mel a la altura de  la calle Tajo. El alcalde de Calafell, Ramon Ferré, señala que pretende ser un sistema similar al impulsado en playas como las de Cunit, Creixell o Torredembarra.

La playa de Mas Mel el pasado verano.

Sin embargo ese sistema genera dudas entre los ecologistas. El Grup Ecologista de El Vendrell (Geven) explica que la generación de dunas debería ser un planteamiento medioambiental más extenso para la playa con la recuperación especies vegetales autóctonas.

Las dunas naturales son retenedores de arena y asientan playas haciéndolas más resistentes a los temporales.  Otra cosa son los montones a los que recurrir cuando el mar se lleva la orilla, pero que no solucionan la situación. En todo caso el Ayuntamiento apuesta por los montículos de arena para retener sedimento. Es una solución que propuso a técnicos del Ministerio de Medio Ambiente en una reciente visita que hicieron a Calafell.

En El Francàs
La pasada temporada las playas de Mas Mel y la del Francàs en El Vendrell sufrieron una acelerada pérdida de arena que alarmó a los municipios. El Ministerio tuvo que realizar aportaciones de arena de urgencia para evitar que las zonas quedasen sin arenales

Los técnicos de Costas del Ministerio comenzaron un estudio para determinar las causas de esa regresión. El trabajo sigue para saber el por qué del cambio del oleaje. En todo caso explican que la situación se ha estancado y que el Francàs ha recuperado arena.

El pasado fin de semana el temporal que golpeó con virulencia la playa del Francàs y levantó la alarma por el mordisco que dejó en la zona. Los vecinos temieron perder la playa a pocos días de la Semana Santa.

La mordida en El Francàs el pasado 12 de marzo. FOTO: MILLOREM EL FRANCAS
El temporal del 12 de marzo se llevó mucha arena. FOTO: MILLOREM EL FRANCAS

Desde la subdelegación de gobierno explican que el temporal golpeó en todo el litoral y que se hace un seguimiento de la zona del Francàs. Apuntan que «esa playa ha recuperado», y que en caso de necesidad habrá una aportación de arena antes del verano.

Pero la situación preocupa en El Vendrell y en Calafell, mientras los ecologistas destacan que las únicas playas que demuestran ser más estables son las más naturales como las de Les Madrigueres en El Vendrell o Muntanyans en Torredembarra que resisten  los envites de las mareas.

 

Temas

Comentarios

Lea También