Más de Costa

Cambrils obtiene luz verde para abrir los pasos en la antigua vía de tren

El gobierno local invertirá 114.500 euros en habilitar seis accesos para peatones y vehículos, una acción muy reivindicada

Cristina Sierra

Whatsapp
Los vecinos han abierto un paso en la calle Andalusia, delante del instiuto, para cruzar la vía. FOTO: Pere Ferré

Los vecinos han abierto un paso en la calle Andalusia, delante del instiuto, para cruzar la vía. FOTO: Pere Ferré

El Ayuntamiento de Cambrils ya tiene el visto bueno de Adif para habilitar los seis pasos en la antigua vía de tren. Una noticia muy esperada tanto para cambrilenses que quieren cruzar el trazado ferroviario que divide los barrios, como para el gobierno, que el pasado enero informó que estaba trabajando en este proyecto que ahora ya se puede ejecutar.

 «Hasta el pasado 12 de julio no recibimos, por fin, la autorización de Adif para llevar a cabo estos accesos provisionales. Nos han hecho diferentes consideraciones y nos han indicado que debemos tener cuidado y precaución con los servicios que pasan por ese trazado, como las instalaciones eléctricas o la fibra óptica», explica el concejal de Urbanisme, Enric Daza al Diari

En estos seis meses el consistorio ya ha avanzado parte del trabajo y ha licitado uno de los pasos que se abrirá una vez pasada la temporada turística: el de la antigua estación. «Ya licitamos esta obra y tenemos la empresa que se encargará de abrir este paso que conectará las avenidas de Josep Vidal i Barraquer y Horta de Santa Maria. Será un acceso para viandantes y vehículos de micromovilidad y movilidad reducida», señala el edil.

Tras obtener luz verde con este proyecto reivindicado, el gobierno local licitará en los próximos días la construcción de los otros cinco pasos que servirán para eliminar las barreras arquitectónicas mientras no se desmantele el trazado ferroviario y se ponga en marcha el tren-tranvía del Camp de Tarragona. 

Estos accesos se han proyectado en los siguientes puntos: uno entre las plazas Francesc Macià y Lluís Companys –conocidas como las plazas gemelas- para vehículos y movilidad reducida; un segundo en la avenida Joan XXIII -entre Cambrils Badía y vial de Cavet- que será de paso rodado para vehículos y para peatones; un tercero en el Camí del Corralet, con ampliación de los carriles a la altura del paso a nivel y construcción de aceras más anchas, tanto para vehículos como viandantes; otro en la calle Estrasburg –Vilafortuny- de paso rodado, y un último para peatones y movilidad reducida en la avenida Mas Clariana. El coste total de las obras es de 114.498 euros, IVA incluido, y el objetivo del gobierno es que se ejecuten este año. 

Cabe destacar que esta actuación se ha diseñado coincidiendo con las conexiones de avenidas y calles previstas en el Plan de Ordenación Urbanística Municipal (POUM). 
Pasos alternativos

Desde que la antigua estación de tren dejara de estar operativa en enero de 2020, son muchos los vecinos que han reclamado al consistorio estos pasos. Algunos no han podido esperar a los trabajos oficiales y han decidido abrir unos pasos alternativos para cruzar las vías con mayor comodidad. Uno de los accesos se ha abierto en la calle Andalusia, justo delante del institut Ramon Berenguer IV. Los residentes han roto la tela metálica de protección de las vías para pasar de un barrio a otro de forma más rápida.

Otro paso es en Cambrils Badía, detrás de las instalaciones deportivas de Padel Cambrils, justo enlas escaleras que unen el barrio con el Molí de la Torre. Los cambrilenses que residen en esta zona se han cargado la tela y han colocado unos tablones de madera para no hacerse daño con las piedras de la vía. 

Temas

Comentarios

Lea También