Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Costa

Coma-ruga pierde el Casa Víctor, un local de comienzos del turismo

Víctor Carbonelll llegó a El Vendrell con 16 años. Tras muchos como camarero regentó el conocido establecimiento
Whatsapp
Víctor Carbonell en la puerta cerrada del restaurante que ha sido su casa durante décadas.  Foto: JMB

Víctor Carbonell en la puerta cerrada del restaurante que ha sido su casa durante décadas. Foto: JMB

Llegó a El Vendrell siendo un niño. En 1960 Coma-ruga comenzaba a ser un referente turístico por su oferta termal y Víctor Carbonell a trabajar en el entonces Hotel Brisamar. «Como ayudante, camarero, en la cocina... Entonces tenías que hacer de todo. Así se aprendía».

La dedicación y pasión por el trabajo hizo que cuando llegó el momento de la jubilación del propietario de la entonces Pensión Ribosa, ofreciese a Carbonell gestionar el negocio. Fue el inicio de lo que llegó a ser el Restaurante Casa Víctor de Coma-ruga, que ya no volverá a abrir las puertas.

 

De arroces y paellas

Hace semanas que los clientes asiduos del Casa Víctor se sorprendían de ver las persianas cerradas. «Les era extraño, porque abríamos siempre». Carbonell no volverá a abrir el local que se caracterizaba por sus arroces y paellas frente a la playa de Coma-ruga. Como tantos históricos establecimientos, un incremento del precio del alquiler obliga al cierre definitivo.

En la puerta, ya cerrada, de la que ha sido segunda casa de Carbonell, el camarero recuerda el inicio de Coma-ruga. «No había paseo marítimo. Por delante los coches pasaban por un camino de tierra». El puerto deportivo comenzaba a levantarse. «Había muchas posibilidades».

Carbonell recuerda los años en el local junto a su mujer Pilar Aguilar, que era la encargada de la cocina en un Coma-ruga en el que la hoy plaza Germans Trillas era un campo de trigo. «Y en la zona de montaña (hoy la urbanización Massos de Coma-ruga) pastaban los caballos».

El impulsor de uno de los primeros restaurantes de Coma-ruga dejó de estar al frente del local cuando la gestión pasó a su hijo Jordi y nuera Angi. «Pero siempre me gustaba pasar para saludar. Ha sido una sorpresa para muchos que han venido desde hace décadas. Pero no tendrán que ir muy lejos. Carbonell ha impulsado el restaurante Villa dels Àngels a pocos metros del ya cerrado Casa Víctor.

Está en El que fue uno de los primeros palacetes de la zona y que llegó a ocupar el ex presidente argentino Perón con su es posa Isabel. «La crisis debe verse como una oportunidad para apretar los dientes y seguir. También se necesitan nuevos tiempos».

Temas

  • COSTA

Comentarios

Lea También