Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Costa Roda de Berà

Comienzan las obras de mejora del Polígon Residencial II de Roda de Berà

El Ayuntamiento ha puesto en marcha los trabajos para solucionar 
un problema que los vecinos reclaman desde hace tres décadas

JOAN BORONAT

Whatsapp
Dos excavadoras, en pleno trabajo. FOTO: S. BENÍTEZ/AJUNTAMENT RODA DE BERÀ

Dos excavadoras, en pleno trabajo. FOTO: S. BENÍTEZ/AJUNTAMENT RODA DE BERÀ

El Ayuntamiento de Roda de Berà acaba de poner en marcha los trabajos de urbanización del II Polígon Eixample Residencial para resolver un problema endémico al que los vecinos de la zona han estado sometidos durante tres décadas.

Por este motivo el actual equipo de Gobierno municipal ha querido encontrar la solución definitiva a los problemas infraestructurales para acabar con la precariedad de este polígono, que durante muchos años tan sólo ha sido objeto de actuaciones puntuales.

Las obras se ejecutan en la unidad de actuación 8-2 que incluye dos ámbitos diferentes. El primero comprende la calle Gaudí y el pasaje Expo, con una superficie total de 48,200 m2 y 44 parcelas. Respecto als segundo ámbito éste incluye las calles Meritxell y Juan Sabastián Bach que totaliza una superficie de 33 m2 y 34 parcelas.

El plazo de ejecución del primer espacio es de cuatro meses, por un importe de 679.272 euros, que será financiado por los propios vecinos a través de las cuotas urbanísticas; en el caso del segundo ámbito el coste asciende a 457.396 euros, con cargo también a las aportaciones contributivas vecinales y un período de ejecución de tres meses y dos semanas.

Entre las mejoras, ya en curso, figura la limpieza de vorales en las calles y pavimentación de la calzada y aceras; la señalización vertical y horizontal, la mejora del alumbrado público, instalación de iluminación con lámparas de alta eficiencia energética, además de la mejora de los pluviales, alcantarillado, la red de abastecimiento de agua potable, las líneas de alta tensión, telecomunicaciones y gas.

Evidentemente estos trabajos permitirán regularizar la situación de las parcelas y redundará en la revalorización de los terrenos. En definitiva, mejorar la calidad de vida de los vecinos.

Durante la década de los años ochenta empezó a construirse el II Polígon de l’Eixample Residencial, una zona donde no se ejecutaron previamente las obras de urbanización y en la que se vendieron y edificaron parcelas sin los servicios urbanísticos básicos ejecutados, precaria situación que en algunos casos ha persistido hasta ahora.

Temas

Comentarios

Lea También