Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Cunit multará a los bañistas que entren al mar con bandera roja

La ordenanza vigente contempla sanciones de hasta 1.000 euros que puede poner la Policía Local tras el aviso del socorrista
Whatsapp
El baño junto a la punta de los espigones es peligroso por los remolinos que se forman.  Foto: DT

El baño junto a la punta de los espigones es peligroso por los remolinos que se forman. Foto: DT

El Ayuntamiento de Cunit multará este verano con hasta 1.000 euros a los bañistas que se adentren en el mar con bandera roja y desoigan las indicaciones de los socorristas. La decisión de aplicar una multa que ya contempla la ordenanza municipal es tras los cinco rescates que tuvieron que hacerse el pasado sábado.

En el que fue segundo día de apertura de la temporada de playas, los socorristas tuvieron que hacer cinco rescates de bañistas. Durante toda la jornada ondeó la bandera roja, pero diversos vecinos optaron por entrar al mar a pesar de las indicaciones de los socorristas, que les instaban a salir del agua.

 

‘Por respeto’

Cinco personas decidieron adentrarse en el agua y tuvieron que ser rescatadas porque no podían ganar la playa debido al fuerte oleaje y la marea. El concejal de Seguridad Ciudadana, Iván Faccia, destaca que por respeto a la vida de quienes se adentran en el mar de forma irresponsable, pero también de quienes se la han de jugar para rescatarles, se van a aplicar las sanciones.

El Ayuntamiento de Cunit cuenta con una ordenanza específica para la playa al considerar que por sus características debe tener una regulación propia desde el punto de vista ambiental, de comportamiento cívico, pero también de seguridad.

La ordenanza destaca la prohibición de bañarse cuando ondee la bandera roja «y dependiendo de las circunstancias incluso el acceso y permanencia en la playa». Destaca que las personas que lo incumplan será bajo su responsabilidad, pero pueden ser obligadas a salir del agua y ser sancionadas por el Ayuntamiento a denuncia de la Policía Local, que acudirá a petición de los socorristas. La sanción es de entre 501 y 1.000 euros. El concejal descarta que los cinco rescatados la pasada semana vayan a recibir la sanción, pero asegura que «a partir de ahora aplicaremos la normativa específica y multaremos a las personas que opten por no respetar los consejos de seguridad y la señalización».

Temas

  • COSTA

Comentarios

Lea También