Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Vendrell también se librará de forma rápida de las torres eléctricas

Endesa confirma que la capital del Baix Penedès y Calafell ya tienen todas las actas firmadas

José M. Baselga

Whatsapp
Los trabajos comenzarán de forma rápida.

Los trabajos comenzarán de forma rápida.

Coma-ruga y El Vendrell también se librarán de las torres eléctricas que pasan por el municipio. La compañía Endesa ha confirmado  que la capital del Baix Penedès cuenta con todas las actas firmadas para poder retirar la línea y desplazarla paralela a la autopista.

Por El Vendrell el actual trazado de la línea de tensión es de 7,9 kilómetros que quedará desmantelado a principios del próximo año según el calendario con el que trabaja Endesa.

Preparación
La preparación de la retirada del actual tendido ya ha comenzado en Calafell. Aunque la compañía señala que lo trabajos podrían hacerse por tramos, en El Vendrell se hará al mismo tiempo.

El traslado de la línea es por la renovación de las torres para sostener unos cables de mayor capacidad para cubrir las necesidades de la zona costera. Las estructuras son de mayor tamaño, por lo que su área de afectación aumenta y entraría en conflicto con las zonas urbanas.

Los pasos
Primero se levantarán las nuevas torres y cuando estén dotadas de energía se desmantelará el actual tendido. Primero los cables, después las torres y finalmente las bases de hormigón.

La Comisión Territorial de Urbanismo de Tarragona ya autorizó en 2014 el desplazamiento de la línea de tensión con 56 torres. La construcción de una subestación en El Vendrell permite desmantelar la línea y hacer la paralela a las autopistas.

Garantizar servicio
Desde la subestación saldrán cuatro líneas de media tensión que llegarán a puntos estratégicos de la comarca. Hasta la nueva infraestructura llegarán dos líneas de alta tensión desde las subestaciones de la Geltrú y de Altafulla y que irán por los márgenes de las autopistas en 12 kilómetros.

La obra cuesta 6 millones de euros. La subestación estará en El Vendrell, en terrenos no urbanos junto a Sant Vicenç de Calders.
Es una subestación híbrida que permite reducir la superficie ocupada. Inicialmente estaba previsto energizar la nueva línea desde la red de transporte de 220 Kv, pero ante la dificultad para obtener los permisos necesarios se ha optado por alimentarla desde la red de 110 Kv.

Temas

Comentarios

Lea También