Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El derribo del puente de la antigua N-340 empieza este mes de octubre

Desde hace dos días, se han colocado en las calles en torno a esta infraestructura carteles que regularán el tráfico rodado mientras dure esta primera fase de demolición prevista

Diari de Tarragona

Whatsapp
La señalización está tapada a la espera de fijar la fecha de inicio de los cambios circulatorios. Foto: alba mariné

La señalización está tapada a la espera de fijar la fecha de inicio de los cambios circulatorios. Foto: alba mariné

Las obras de derribo del puente de la antigua N-340 en Cambrils y la remodelación consiguiente de esta zona están a punto de iniciarse. De hecho, el Ayuntamiento todavía no quiere fijar ninguna fecha, aunque será a lo largo del mes de octubre, tal y como estaba planificado.

Entre el jueves y ayer se instalaron diferentes paneles de señalización temporal por las obras programadas. Hay señales en el paseo La Salle, al final de la calle Sant Plàcid,  en la rotonda de la avenida de Josep Vidal i Barraquer y otra en la del Baix Camp. Las señales están tapadas con plásticos para no confundir a los conductores, aunque se entrevé en algunas de ellas que el acceso al puente estará cortado por obras durante una temporada mientras se derriba la infraestructura y se levanta la nueva, que aprovechará los pilares del actual puente de la Riera d’Alforja.

Los viales alternativos para la circulación viaria por esta zona de Cambrils todavía no están terminados definitivamente, por lo que fuentes del consistorio explican que se darán a conocer las alternativas viarias en los próximos días.

Las catas en la base de la columna se realizaron en julio. Foto: alba mariné

Tras diferentes fechas anunciadas y las catas realizadas en julio para comprobar la ‘salud’ de los pilares del puente de la antigua N-340, se pone en marcha este otoño una de las obras urbanísticas más importantes de los últimos años en Cambrils. Se trata de la demolición de una barrera arquitectónica en la ciudad y la recomposición urbanística en este punto.
La demolición no eliminará los pilares del puente. Sólo los centrales y que ahora pasan por en el centro del cauce de la riera. Al perder altura el nuevo puente no se puede perder volumetría de agua y provocar que se colapse en casos excepcionales esta riera, que en 2004 ya vio cómo el agua pasaba por encima de otros puentes más bajos.

La idea que fija el proyecto es cortar las columnas que se puedan reaprovechar (las catas efectuadas sirvieron en julio para comprobar la solidez de las mismas) y crear un nuevo puente con doble carril que regule el tráfico en esta nueva vía.
Cabe recordar que a principios de diciembre de 2016 se hacía pública la licitación de las obras y al mes siguiente se adjudicaban a la empresa Roma Infraestructuras y Servicios, que se encargaba de dos de las tres fases del proyecto, que son las que se licitaron.

El presupuesto de la reconversión del tramo y derribo del puente subía a 1,1 millones de euros más IVA. La primera fase (la demolición del puente y la urbanización parcial de la avenida del Baix Camp): 790.383 euros más IVA. La segunda fase contempla la construcción del nuevo puente sobre la Riera de Alforja: 361.472 euros más IVA. Y por último, la tercera fase –todavía para licitar– corresponde en la urbanización del paseo central de la avenida del Baix Camp: 209.135,93 euros.

Comentarios

Lea También