Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Estudian los restos íberos que salvó un vecino de Cunit hace 30 años

El yacimiento quedó arrasado por una promoción de viviendas.

José M. Baselga

Whatsapp
Algunos de los restos recuperados en el asentamiento.

Algunos de los restos recuperados en el asentamiento.

En los años 80 la zona quedó arrasada por la construcción de viviendas. Del yacimiento ibérico de Cunit conocido como Corral del Castell no queda nada. Era un asentamiento singular ya que quedaba a unos 500 metros de la línea de playa.

Los únicos vestigios son algunas imágenes y materia cerámico que rescató el historiador local Jaume Casañas entre los restos de las obras con el objetivo de recuperar el máximo de información, ante la pasividad de la administración de la época.

El antes y el después de los terrenos del yacimiento.

 
La cooperativa  ArqueoVitis, con el apoyo del Ayuntamiento y del Grup d’Estudis Cunitencs Delmacio de Conito, ha iniciado una investigación de los restos salvados.

Restos recuperados en la zona.

ArqueoVitis limpiará el material, lo inventariará y clasificará, dibujará y fotografiará. El objetivo es poder establecer una cronología y recuperar el máximo  de información de este asentamiento costero de los siglos IV al I antes de Cristo.

Temas

Comentarios

Lea También