Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La nueva plaza mayor de Creixell, patas arriba y paralizada por el coronavirus

Las máquinas empezaron a trabajar en este espacio urbano a principios de mes, antes de la orden de confinamiento 

Diari de Tarragona

Whatsapp
FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

FOTO: Ajuntament de Creixell

El miércoles día 4 de marzo empezaba la metamorfosis de uno de los espacios más transitados del centro histórico de Creixell, su plaza mayor. El espacio se acotó y se cerró al tráfico para dar inicio a las obras de remodelación, un proyecto urbanístico que llega con retraso después de haber tenido que superar varias dificultades, según han explicado fuentes municipales.

Imagen de la plaza antes de la remodelación que está en curso. FOTO: Aj. de Creixell

Del presupuesto inicial al que debía afrontar el consistorio de Creixell fue una de las razones por la que estas obras se habían demorado en el tiempo. El incremento sustancial del presupuesto definitivo, motivado básicamente por el encarecimiento de los materiales de construcción previstos, obligó a la empresa adjudicataria de la obra y al resto de candidatas que se presentaron al concurso público a declinar asumir el proyecto y sacar las obras adelante. Aquel retraso se producía en 2017 y dejaba la remodelación del espacio del centro histórico en una latencia sin fin.

Vuelta a empezar

A partir de aquí, como explica el alcalde de Creixell, Jordi Llopart, «no tocó otra que volver a reiniciar todo el procedimiento para poder cumplir con la promesa y objetivo de remodelar este espacio céntrico de Creixell».

Además de retocar el proyecto para que fuera factible, la convocatoria del concurso y licitación de las obras se llevó a cabo durante 2019. El año, con comicios electorales de por medio, también fue un escollo para poder adjudicar e iniciar las obras. «Esto tambié influyó en el retraso de estas obras, que ahora por el confinamiento vuelven a estar paradas», admite el alcalde.

Este mes de marzo, la llegada de las máquinas y el cierre de los viales que desembocan en la plaza mayor hacían prever que la plaza empezaría a transformarse. En estos momentos, y en los pocos días que se ha trabajado sin prohibiciones, se ha procedido a arrancar las moreras, árboles cuyas raíces habían dejado parte del espacio dañado porque levantaban el pavimento. Además la salud de estos ejemplares era bastante mala y había troncos podridos. En estos primeros días de trabajo también han sido retiradas las baldosas del pavimento con una máquina excavadora que ha procedido a levantar esta capa de hormigón.

El coronavirus lo trastoca todo

Sin embargo, hasta aquí ha llegado la empresa adjudicataria de las obras porque los trabajos se han visto interrumpidos a causa de la pandemia aparecida. Llopart explica que la estimación de la finalización de las obras estaba entre Semana Santa y la festividad de Sant Jordi, fechas de abril. Ahora, sin embargo, todo quedará a expensas de que se levante el confinamiento y se pueda volver a trabajar en Creixell.

Las obras de remodelación de la plaza mayor de Creixell están incluidas dentro del Pla Únic d’Obres i Serveis de la Generalitat para el cuatrienio 2017/20. El proyecto incluye la sustitución del actual pavimento y plantación de nuevo arbolado procurando que las raíces no afecten a la nueva plaza. Además de mobiliario urbano y mejora del alumbrado público

Las calles a la altura de la plaza no tendrán aceras. Habrá un solo nivel de circulación, pero se cambiará el color del pavimento para marcar el carril de coches de la zona peatonal. Con todo, Llopart manifiesta que se procurará restringir el tráfico de vehículos y que en el futuro, en una segunda fase, «tenderemos hacia la peatonalización del casco antiguo», una de las ideas del actual gobierno local pero sin fecha marcada en el calendario.

Temas

Comentarios

Lea También