La tortuga marina desova de nuevo en La Pineda

Mascletà, el nombre que se le asignó en Castelldefels hace unos años,  ha salido del mar pasadas las 3 horas y ha excavado un nido donde ha dejado 77 huevos. Estos se han recolocado al lado del primer nido, del pasado día 16 de julio para poder protegerlo mejor

Jordi Cabré

Whatsapp

La Pineda se ha convertido este verano en el Tortuguero de la Costa Daurada y por extensión de Catalunya. En Costa Rica, cerca del pueblo de Limón, hay una franja de costa llamada así por el desove masivo de tortugas y la promoción turística que se hace de la presencia de estos reptiles. Quizá se deberá replantear en esta playa urbana ante las reiteradas llegadas de la misma tortuga en estos últimos 32 días.

Esta madrugada, poco después de las 3, la tortuga boba (Caretta caretta) Mascletà (bautizada así hace años cuando le pusieron el chip en Castelldefels) ha vuelto a desovar al igual que hizo el pasado día 16.

La tortuga de La Pineda desova 144 huevos tras seis incursiones fallidas

El ejemplar hembra ha alcanzado la orilla pasada la medianoche y ha desovado cerca del mar. Tras enterrar el nido, se le ha colocado un geolocalizador antes de dejarla en libertad. 51 huevos se han trasladado en incubadora y el resto están enterrados y vallados

En esta ocasión ha entrado en la arena en la zona conocida como la del Cargol, cerca del dique de Els Prats, que delimita La Pineda con el Port de Tarragona. La tortuga ha excavado un nido de menos de 30 centímetros de profundidad y ha puesto 77 huevos antes de dar media vuelta y volver al agua.

Una vez se ha marchado, técnicos dle Departament de Medi Ambient, del CRAM y voluntarios del Gepec han analizado el nido y han visto que podía sufrir daños antes del nacimiento de las tortugas. La Policía Local y técnicos del Ayuntamiento de Vila-seca también han estado presentes.

Las razones eran varias: la presencia de dos zorros en esta zona incluida en la Xarxa Natura 2000; la poca profundidad del nido podía provocar que una fuerte tormenta arrasara con la puesta (la zona es inundable, aunque por la época del año se hace difícil que se anegue el espacio) y la dificultad de vigilar el segundo nido al estar en la otra punta de la misma playa.

Así, los expertos han decidido trasladar los huevos a una zona próxima al primer nido, en la Punta del Racó, de forma que estaría protegido por los voluntarios que hacen guardia a todas horas y lejos de cualquier inclemencia meteorológica.

El nido se ha excavado a una profundidad similar al primero y se ha adecuado para que tuviera las mismas condiciones naturales para que la eclosión de tortugas sea un hecho dentro de dos meses.

Desde la Generalitat se ha admitido que no hay datos de que una misma tortuga haga dos puestas en la misma playa y en la misma temporada. Cabe recordar que Mascletà ha venido con la de hoy nueve veces. Además de las dos puestas, ha habido otras de fallidas y en dos ocasiones un perro y un humano han asustado al ejemplar que ha dado media vuelta antes de probar de desovar.

Temas

Comentarios

Lea También