Más de Costa

Consecuencias por el aumento del consumo de agua en Brises del Mar

El Ajuntament de Altafulla y la Empresa Mixta d'Aigües están trabajando desde hace meses en el proyecto de interconexión con una inversión de 448.616,33 euros

Diari de Tarragona

Whatsapp
El aumento del consumo de agua en la urbanización Brises del Mar provoca una intrusión salina en el pozo que subministra el núcleo urbano norte de Altafulla. Foto: Ajuntament de Altafulla.

El aumento del consumo de agua en la urbanización Brises del Mar provoca una intrusión salina en el pozo que subministra el núcleo urbano norte de Altafulla. Foto: Ajuntament de Altafulla.

El aumento del consumo de agua en la urbanización Brises del Mar ha provocado una intrusión salina en el pozo que subministra el núcleo urbano norte de Altafulla. Desde el Ajuntament y la Empresa Mixta d'Aigües de la localidad ya se ha comunicado al vecindario de la urbanización Brises el Mar que, durante los controles de calidad de agua que lleva a cabo de forma periódica la compañía, se ha detectado una concentración de cloruros superior al valor paramétrico establecido en el Real Decreto 140/2003, a 7 de febrero, por el cual se establecen los criterios sanitarios del agua de consumo humano. 

El aumento de concentración de cloruros en el agua proviene de la fuerte explotación que recibe la única fuente de suministramiento de agua de este núcleo urbano de Altafulla mediante el acuífero de Brises del Mar. 

Debido al aumento del consumo de agua se extrae más agua del pozo de la que puede recibir de manera natural. De este modo, se crea un déficit que provoca una intrusión salina provocando un aumento de las sales (cloruros, sodio, entre otras) y de la conductividad.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), estos valores no significan un riesgo para la salud de las personas. Aun así, como medidas preventivas, desde el Ajuntament y la Empresa Mixta d'Aigües, se aconseja que la población se abstenga de consumir la red de agua subministrada por el pozo para beber y cocinar, dado que, a pesar de no comportar un riesgo, su calidad se ve afectada manifestándose en un deterioro de su gusto más salinizado. A pesar de esto, el agua se puede usar para la higiene personal, lavar la ropa, limpiar o regar el jardín, entre otros.

Al mismo tiempo, el Ajuntament de Altafulla y la Empresa Mixta d'Aigües recuerdan que, desde hace meses, están trabajando en el proyecto de interconexión para llevar agua del Consorci d'Aigües de Tarragona a la urbanización de Brises del Mar con una inversión de 448.616,33 euros donde la Agència Catalana de l'Aigua (ACA) subvencionará unos 170.000.

De esta manera, se podrá reducir la explotación del pozo de Brises del Mar, bajando el estrés hídrico producido al acuífero y, como consecuencia, decrecer la concentración de cloruros del agua y mejorar significativamente su cualidad. Desde el consistorio piden que se haga un uso responsable de la red de agua hasta que esta conexión sea posible, a la vez que se entienden las molestias que este problema pueda ocasionar y agradece la comprensión de las vecinas y los vecinos. 

Temas

Comentarios

Lea También