Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Las obras del Casal La Violeta de Altafulla comenzarán en enero

Vilor S. L. es la empresa adjudicataria de la reforma por un importe de 798.460,85 euros. Los trabajos se alargarán nueve meses

M. P.

Whatsapp
El espacio de La Violeta se reformará completamente y pasará a ser un auditorio. FOTO: Alba Mariné

El espacio de La Violeta se reformará completamente y pasará a ser un auditorio. FOTO: Alba Mariné

Contratas Vilor S.L es la empresa que reformará el Casal Municipal La Violeta. Así se decidió en la Junta de Govern Local del Ayuntamiento, donde se aprobó la adjudicación del contrato de las obras. Contratas Vilor S.L fue la empresa que sumó mayor puntuación de las cinco que se habían presentado al concurso público de contratación administrativa de las obras. 

El importe de adjudicación de las obras asciende a 798.460,85 euros, un presupuesto por debajo del precio de licitación inicial que se situaba en los 897.652,54 euros. La rebaja de 99.191,69 sobre el precio inicial fue una de las razones que determinaron la elección de Vilor S.L para que lleve a cabo la reforma del casal. El otro motivo fue una mejora de la memoria descriptiva de los criterios de adjudicación. 

La ejecución de las obras de reforma del Casal se aprobó el pasado 22 de junio en acuerdo plenario. Ahora, una vez adjudicada la empresa que las realizará, éstas empezarán en enero y tendrán un tiempo de ejecución de nueve meses. El alcalde de Altafulla, Fèlix Alonso, se mostró satisfecho por el logro de una de las inversiones más importantes del mandato, y desea que la reforma esté lista antes de la Festa Major de Sant Martí, en noviembre.

«Altafulla necesitaba tener un auditorio desde hace años. Ahora, finalmente lo tendremos»,

Fèlix Alonso, alcalde de Altafulla

Una reforma integral
La propuesta, diseñada por EDDAB Arquitectura SLP, contempla una superficie útil de 504,95 m2 en la que se prevé realizar distintas actuaciones que pasan por la sustitución total de la cubierta, el aislamiento térmico externo que permita mantener la temperatura interior, la intervención sobre la estructura existente para mejorar los espacios interiores, la mejora de los accesos, la reforma de los vestuarios, la mejora e incremento del equipamiento técnico, la mejora de los acabados, pavimentos y revestimientos y la adquisición de equipamientos para los distintos usos.

Con esto, La Violeta se convertirá en un auditorio con capacidad para cerca de 300 personas, algo que Alonso celebró porque «hace muchos años que Altafulla necesita un auditorio y finalmente, lo tendrá». 

Polémica con las sillas
La reforma del Casal La Violeta ha generado sin embargo alguna pequeña controversia, principalmente en lo referente a la instalación de las nuevas sillas, que a partir de ahora serán fijas y dejarán de ser móviles. Esto ha suscitado quejas de algunos usuarios, que consideran que con las sillas fijas se perderá capacidad en el espacio polivalente. Al respecto, el alcalde de Altafulla es partidario de «avanzar».

«Algunos apostaban por hacer una sala de baile y en el nuevo auditorio se podrá bailar. Entendemos que estamos ante un salto cualitativo muy importante. Necesitamos un espacio que sirva tanto para el día de hoy como de cara al futuro», manifiesta.
 

Temas

Comentarios

Lea También