Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Costa Salou, Cambrils y Vila-seca

Los comerciantes ven «una oportunidad de mejora» la llegada de Hard Rock

La multinacional norteamericana prevé construir una avenida en la que se instalarán 75 tiendas con marcas de lujo

EDUARD CASTAÑO-CRISTINA SIERRA

Whatsapp
Imagen de La Roca Village, el complejo de tiendas de lujo ‘outlet’ que Value Retail posee en La Roca del Vallès. FOTO: DT

Imagen de La Roca Village, el complejo de tiendas de lujo ‘outlet’ que Value Retail posee en La Roca del Vallès. FOTO: DT

El proyecto de Hard Rock en su posible inversión en los terrenos ubicados entre Salou y Vila-seca incluye una avenida comercial con 75 boutiques de primeras marcas mundiales de ropa y accesorios. El objetivo de estas prestigiosas firmas y el de los impulsores de la iniciativa sería atraer a todo tipo de público, tanto turistas como clientes locales. La idea va en la línea del complejo de tiendas de lujo que Value Retail posee en La Roca Village (La Roca del Vallès).

Ante dicha situación, los comerciantes de la zona -especialmente los de Salou, Vila-seca y Cambrils- deberán plantearse su futuro.

El Diari se ha puesto en contacto con asociaciones de comerciantes de las tres localidades y con establecimientos a título individual. Las palabras «oportunidad» y «reconversión» han sido utilizadas en diferentes ocasiones.

Sin embargo, la asociación Shopping Salou prefiere esperar acontecimientos «ya que no tenemos información y, por tanto, no queremos pronunciarnos al respecto».

Horizonte de posibilidades

Mientras, Albert Rodríguez, presidente de la Associació Nova Unió de Comerciants i Empresaris de La Pineda, asegura que «nos alegraríamos enormemente de que la llegada de Hard Rock se materializara finalmente. No creemos que la apertura de nuevos establecimientos de lujo vaya a suponer un perjuicio para nuestros asociados puesto que, en primer lugar, el target o público objetivo de estos establecimientos y el nuestro es distinto» y añade que «por otra parte, nos abrirá un horizonte de posibilidades para orientarnos hacia clientes de mayor poder adquisitivo. No digo que la totalidad de comercios tengan que hacerlo, pero al menos nuestros planes de negocio deberían considerarlo».

Para Rodríguez, «lo principal es que el proyecto venga, traiga un perfil de visitantes de alto poder adquisitivo a la Costa Daurada, y que sea el propio sector privado el que aproveche las oportunidades y sinergias que se generaran. Hablo de desestacionalizar la temporada, extendiéndola más allá de abril a octubre e incrementar el valor añadido de nuestros turistas y visitantes».

Sobre si habría que repensar el modelo comercial, entiende que «sin duda tendremos que considerarlo y actuar de manera proactiva, para aprovechar el empuje que generará. Pero esto no quiere decir que todo el tejido comercial tenga que cambiar su cliente objetivo. Debemos aprovecharlo para diversificar a nuestros clientes». También opina que «aquel que lo considere oportuno y viable, tendrá un buen motivo para realizar inversiones para captar ese cliente de mayor valor añadido que busca una mayor exclusividad».

El presidente de la entidad de La Pineda recalca que «en nuestro municipio contamos con una planta hotelera de primer nivel que puede atender las elevadas expectativas de estos clientes. Disponemos de establecimientos especializados en wellness así como una oferta de restauración y ocio de primer nivel , que ha de apostar por invertir para aprovechar esta oportunidad. Y todo esto en un enclave estratégico en el corazón de la Costa Daurada, que nos sitúa en el centro de todo. En definitiva, consideramos que nuestro Ayuntamiento debería planificar urbanística y comercialmente, mediante un plan de usos comerciales adecuado, para poner a disposición del sector privado las herramientas que nos permitan captar parte de ese beneficio que Hard Rock va a suponer para la Costa Daurada».

Oportunidad para mejorar

En Cambrils, los comerciantes consideran que el proyecto de Hard Rock se tiene que ver como una oportunidad para replantear su modelo comercial. Así lo asegura el presidente de la Unió de Botiguers, Tomás Sierra, que reconoce que esta avenida de lujo afectará a las tiendas locales. «Me parece bien que se realice esta obra pero está claro que a corto o largo plazo nos afectará. Aunque sean boutiques de marcas caras, lo cierto es que nos puede hacer daño igual. Pero creo que dentro de lo negativo tenemos que ver el lado positivo», afirma.

Para el representante de la entidad, «no tenemos que ver a Hard Rock como una competencia directa, sino como una oportunidad para mejorar». Como reconoce, los comerciantes «a veces se duermen» y ofrecen el mismo servicio sin ningún aliciente, un problema que ahora debería mejorarse ante la posible llegada de este centro comercial al aire libre. «La gente de aquí ya va a comprar a sitios parecidos como La Roca Village pero ahora lo tendremos más cerca. Pienso que ahora es cuando tenemos que mejorar nuestros servicios y apostar por la calidad para fidelizar a los consumidores», manifiesta.

Sierra confía en que cambrilenses y turistas sigan apostando por los comercios locales. «Creo que el cliente de casa seguirá comprando en Cambrils. Tenemos el valor de la proximidad y una oferta diferente, no solo en el precio», dice.

Temas

Comentarios

Lea También