Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Multas de 6.000 € por bañarse junto al puerto de Coma-ruga

Los socorristas alertan que es un peligro ey en la zona hay bandera roja permanente

Diari de Tarragona

Whatsapp
Un cartel avisa de la sanción.

Un cartel avisa de la sanción.

Es uno de los puntos más peligrosos de las playas de El Vendrell. Está señalizado con carteles en la bocana del puerto y con una bandera roja permanente, pero todavía hay bañistas que deciden jugarse la vida en esa zona de la playa de Coma-ruga. 

Ahora el Ayuntamiento, en coordinación con la empresa que realiza la vigilancia, ha incrementado las señales y avisa que la sanción por bañarse en ese punto puede llegar a ser de 6.000 euros. 

Ya se multó
En ese punto el Ayuntamiento de El Vendrell ya multó hace unas temporadas a un bañista de 80 años que, además de hacer caso omiso a los socorristas  y a la Policía Local que le pedían que saliese del agua, les insultó. La multa fue de 1.125 euros.

Las sanciones están contempladas en la Ley de Costas para  «las acciones u omisiones que impliquen un riesgo para la salud o la seguridad de vidas humanas». Porque además de la vida del propio irresponsable, están en juego las de quienes se lanzan al rescate.

En la zona ondea de forma permanente la bandera roja.

La zona de la bocana norte del puerto de Coma-ruga es peligrosa ya que el oleaje socava el fondo y crea socavones que hacen perder el pie a los bañistas. Además hay corrientes y el riesgo de que el oleaje empotre contra las rocas a los bañistas que estén en la zona.

Además de la sanción, otra de las medidas que debería servir para disuadir de bañarse en esa zona es que se ha habilitado la caseta de la escuela de vela y por ese punto está el canal de entrada y salida de embarcaciones. Sólo por eso ya es una zona restringida al baño. 

Hace años, tras unos ahogamientos mortales, la Policía Local vigiló para evitar que alguien decidiese bañarse junto a las barreras de piedra del puerto. Esta temporada el objetivo es instalar una silla de vigilancia de los socorristas para alertar de los riesgos de la zona.

Noticias relacionadas:

Temas

Comentarios

Lea También