Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

¿Os animáis a la jornada de recogida de colillas de las playas de El Vendrell?

Este residuo tiene una gran carga contaminate y tarda 10 años en descomponerse

José M. Baselga

Whatsapp
Colillas recogidas en una campaña realizada en Barcelona.

Colillas recogidas en una campaña realizada en Barcelona.

En El Vendrell se hará una acción popular de limpieza de colillas de cigarro que los más incívicos entierran en la arena de la playa. La iniciativa está enmarcada en el programa Atenció Primària Sense Fum.

La acción es este miércoles y se hará en la zona del Auditori y la Vila Casals. La limpieza comenzará a las 15.30. Los participantes deben llevar ropa y calzado cómodo, sombrero, protección solar y agua.

El más habitual
Las colillas de cigarrillo son uno de los residuos más habituales en las playas. Lanzar ese resto de cigarrillo es una costumbre que quien la realiza parece creer que acabará deshaciéndose sola.

Iniciativas para evitar los residuos de colillas en la arena.

En cambio una colilla tarda una década en degradarse. En España se generan 32.800 millones de desechos de filtros al año. De estos un 15% llega a las playas. Además tiene una elevada toxicidad y sus componentes más dañinos quedan liberados al entrar en contacto con el agua. 

Muy tóxico

Es acetona, amoniaco o naftalina, arsénico, polonio, metanol o disolventes industriales que acaban en el mar, afectando a la flora y fauna marina y por consecuencia a la cadena alimenticia que llega al hombre.

Un estudio del Instituto de Ciencias Ambientales de la Universidad Autónoma de Barcelona determina que el 30,6% de los residuos de las playas son colillas de cigarrillo. Sólo lo superan los plásticos (36,8%).  Una colilla puede contaminar 10 litros de agua de mar.

Latas como cenicero a disposición de bañistas.

En muchas playas ya se impulsan iniciativas como las de entregar ceniceros a los usuarios para evitar dejar las colillas en la arena, aunque con responsabilidad podría usarse una lata.  Otras iniciativas, que también buscan la salud, es la prohibición de fumar en las playas como principalmente se impulsa en las costas gallegas.

Hace unos años un chiringuito en la playa de Castelldefels regalaba una bebida a cambio de un vaso de colillas recogidas por la playa. 

Noticias relacionadas:

Temas

Comentarios

Lea También