Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Costa Infraestructuras

Proyectan un polígono industrial 
‘de apoyo’ al futuro Logis Penedès

Está entre L’Arboç, Castellet i la Gornal y Castellví de la Marca. Tendrá unas 110 hectáreas. La Generalitat pretende que las parcelas sean principalmente logísticas. Diversos grupos ya han mostrado rechazo por su impacto

JOSÉ M. BASELGA

Whatsapp
El complejo se ha proyectado a caballo de tres municipios.  FOTO:  DT

El complejo se ha proyectado a caballo de tres municipios. FOTO: DT

La Comissió de Política Territorial i Urbanisme de la Generalitat ha anunciado el plan director para desarrollar un polígono industrial de 110 hectáreas en la zona de Sant Marçal-Cal Vies. Ocuparía terrenos de L’Arboç, Castellet i la Gornal y Castellví de la Marca.

La Generalitat argumenta que el objetivo es dar apoyo al futuro Logis Penedès, la plataforma logística proyectada entre L’Arboç y Banyeres para la que todavía no hay fecha de obras. También reforzaría los polígonos del sur de Vilafranca y de Monjos.

El anuncio genera alarma en grupos que rechazan la implantación de grandes áreas logísticas ya que consideran que afecta al paisaje y a la economía tradicional del Penedès. A través de la plataforma Change.org impulsan una recogida de firmas para rechazar el proyecto.

De 2008

La Generalitat defiende que el Pla Director del Alt Penedès de 2008 contempla en la zona un área de actividad económica supramunicipal. El 70% estaría en Castellet, el 20% en L’Arboç y un 10% en Castellví. El proyecto destaca la ubicación y la accesibilidad por la proximidad de la autopista AP-7.

Pero los grupos proteccionistas alertan del impacto que tendrá no sólo para el medio sino para la dinámica social, cultural y económica de una zona que tiene su origen y esencia en la viña.

La Federació Empresarial del Gran Penedès (FEGP) vincula el nuevo polígono a la necesidad de crecimiento del laboratorio de investigación del automóvil (Idiada) que está en Santa Oliva.

‘Oxígeno’

Idiada ya había mostrado la necesidad de expandirse. Hace unos meses señaló el interés de ocupar espacio en el futuro Logis Penedès. La FEGP señala que el Baix Penedès necesita «oxígeno» para dar respuesta a las demandas de las empresas que están implantadas.

El anuncio de la Generalitat a las puertas de agosto ha hecho que la reacción de los colectivos contrarios al proyecto hayan tenido poca capacidad de maniobra para movilizaciones que podrían iniciarse a partir de septiembre.

El Centre d’Estudis del Paisatge Vitivinícola (CEPvi) ha reiterado la necesidad de la defensa de la identidad vinícola del Penedès en forma hegemónica. Sin renunciar a otros usos del territorio que generen actividad, pero en todo caso pide que sean respetuosos con la historia y la esencia del Penedès.

El propio proyecto de la Generalitat reconoce el «gran valor de espacios agrícolas y de los corredores ecológicos de la zona. Por ello plantea medidas para minimizar el impacto como limitar la conectividad a los ejes viarios y ferroviarios existentes, hacerlo en continuidad con los núcleos urbanos o dejar grande áreas libres en el entorno de los espacios fluviales.

La redacción del proyecto se alargará dos años. La entidad Pro Vegueria Penedès destaca que los terrenos afectados de L’Arboç están incluidos en el Pla Territorial del Camp de Tarragona como no urbanizables y de prevención preventiva. Pide que se paralice cualquier modificación de los planes territoriales de Barcelona y del Camp de Tarragona hasta la aprobación de Pla Territorial del Penedès, que acumula un retraso de nueve años.

El proyecto señala priorizar parcelas de grandes dimensiones donde se pueda implantar logística y establecer un tratamiento especial de las fachadas de los edificios. Destaca la Generalitat que ocupará un 20% menos del que permitiría el planeamiento de los tres municipios.

Comentarios

Lea También