Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Rescate agónico en La Pineda

Dos turistas inglesas estaban a la deriva a unos 70 metros de la orilla. Los socorristas las llevaron a la playa en moto acuática. Ambas llegaron a la orilla y tras una atención médica del SEM, fueron dadas de alta.

Jordi Cabré

Whatsapp
Imágenes del rescate de las dos turistas en la playa de La Pineda. FOTO: Cedida

Imágenes del rescate de las dos turistas en la playa de La Pineda. FOTO: Cedida

Las dos jovenes inglesas, de 23 años cada una, difícilmente olvidarán el día de playa de esta Diada (aunque para ellas era un miércoles de vacaciones). Quizá su ignorancia de un mar crispado y del significado de una bandera roja en los puestos de socorrismo que gestiona la empresa Provita, la concesionaria que lleva la vigilancia de la playa de La Pineda (Vila-seca), no fueron suficientes señales de alerta para que ambas se metieran en el agua con flotadores.

FOTO: Cedida

Poco después de las 13.15 horas, en la zona del Racó (enfrente del hotel Golden Donaire Beach, que limita Vila-seca con Salou por la costa), los socorristas divisaron a dos mujeres en el agua a unos 70 metros de la costa. Ambas habían entrado en el mar con flotadores y ambas los habían perdido a consecuencia de la mala mar que hacía en el día de ayer, miércoles de Diada.

Los dos socorristas vieron que ambas turistas estaban a merced del oleaje y salieron a por ellas con la moto acuática. Uno de los socorristas pudo montar a una de las jóvenes en el vehículo y llevarla a la orilla. El compañero se hizo cargo de la otra, que llegó a la arena a nado con el socorrista llevándola.

FOTO: Cedida

Las dos víctimas tragaron agua, una de ella incluso tuvo vómitos, una vez se recuperaba en una zona segura de la playa. Una vez en la orilla los propios socorristas y técnicos sanitarios de la propia empresa Provita atendieron a las dos jóvenes mientras llegaba una ambulancia del SEM. Una patrulla de la Policía Local de Vila-seca también acudió tras recibir la emergencia.

Ambas, según fuentes municipales, obtuvieron el alta en la misma playa, tras declinar una segunda revisión en el hospital o el CAP de la ciudad.

Temas

Comentarios

Lea También