La Cooperativa de Cambrils entra en concurso de acreedores voluntario

La entidad ha dado el paso con el objetivo de poder pagar el capital pendiente a los impositores y evitar la quiebra

| Actualizado a 29 marzo 2022 13:49
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

La Cooperativa Agrícola de Cambrils se encuentra en una fase clave para poder devolver el capital pendiente a los afectados por el cierre de su sección de crédito, en diciembre de 2015. El Juzgado Mercantil número 1 de Tarragona ha aceptado la petición de la entidad para entrar en concurso de acreedores para así poder validar un nuevo plan de refinanciación y evitar la quiebra.

La aceptación de esta petición se conocía ayer lunes, una noticia muy esperada tanto por la entidad como para los impositores, que deberán validar el documento que propone la Cooperativa para poder cobrar. Ahora se abre un plazo para conseguir el 65% de las adhesiones de los afectados para iniciar este plan y devolver el dinero pendiente. Si no se consigue este porcentaje, se entraría en fase de liquidación.

Cabe recordar que, desde la clausura de la sección de crédito, los impositores han recuperado 19 de los 32,5 millones de euros de la deuda, por lo que todavía queda por abonar el 41,4% que equivale a unos 13,5 millones de euros. Fue el pasado diciembre cuando la empresa comunicó que quería reformular el acuerdo firmado en 2016. Afirmó que, «como consecuencia de factores externos a la Cooperativa», se había visto obligada a realizar una nueva propuesta de pago con el fin de adaptar el plan a su situación económica actual y con «el objetivo de devolver el 100% del capital pendiente».

Este mes de marzo la Plataforma d’Afectats organizó una reunión con cerca de 200 personas para explicarles en qué punto se encontraban tras conocer los últimos movimientos de la Cooperativa. El encuentro también contó con la presencia del abogado Lluís Salas, del bufete Vahusari. El presidente del colectivo, Dani Pallejà, explicaba al Diari que el fin principal de esta reunión era «intentar trasladar la información de la Cooperativa a toda la gente. Queremos que la gente sepa lo que hay en cada momento».

El cambrilense señalaba que fue a finales de 2021 cuando la Cooperativa les informó de sus nuevos planes tras no poder hacer frente al pago previsto los últimos dos años. Como apuntaba, la entidad se había declarado en concurso de acreedores y se estaba intentando validar un nuevo plan de viabilidad para evitar su liquidación. «No es una situación exactamente igual que en 2016 porque en ese momento se trataba de evitar el concurso de acreedores, pero ahora estamos en un concurso voluntario y queremos evitar la quiebra de la Cooperativa», afirmaba.

Dos opciones de pago

El nuevo acuerdo que propone la Cooperativa contempla dos fórmulas para abonar el capital pendiente. La opción A consiste en pagar el 67% de lo que se debe en un periodo de 10 años y el finiquito del 33% restante; mientras que la opción B ofrece a los impositores cobrar el 100% de la deuda en dos plazos: el 67% durante los primeros diez años -como la primera opción- y el 33% restante cobrarlo en los siguientes cuatro años, por lo que en 14 años tendrían el retorno completo de su dinero atrapado.

Estas dos opciones se explicaron bien en la reunión para que todos los presentes las entendieran. Si no se especifica claramente la opción deseada ante notario, se les adjudicará directamente la opción A, por lo que perderían el 33% del dinero pendiente.

En dicho encuentro se remarcó la necesidad de la Cooperativa de llegar al 65% de adhesiones que validen la propuesta. «¿La sensación que tenemos? Que la gente firmará lo que haga falta porque quiere recuperar su capital. La única opción que nos queda para cobrar es firmar el nuevo plan de refinanciación», dijo Pallejà, que añadió que, «la primera interesada en no liquidar patrimonio es la Cooperativa».

Cómo adherirse al plan

Desde la Plataforma d’Afectats piden a los impositores que, en cuanto tengan claro la adhesión al nuevo plan, se pongan en contacto con la Cooperativa Agrícola. Deberán concertar una cita con la entidad para obtener un certificado en el que se indicará la cantidad que se debe a cada persona. Lo puede hacer tanto la persona afectada como un familiar con el DNI del impositor.

Con este papel se deberán dirigir a la notaría de Diana Panadés, situada en el barrio del puerto de Cambrils, para firmar su adhesión y notificar claramente que quiere el plan B, es decir, cobrar el importe íntegro de la deuda pendiente. 

Cuando la Cooperativa tenga el 65% de adhesiones pedirá al juez que levante el concurso de acreedores. 

Comentarios
Multimedia Diari