Más de Cultura

Pepo Moreno: «‘Dimoni’ son los sentimientos encontrados que todos tenemos»

Entrevista. Nacido en Tortosa, el joven ha inaugurado una exposición en la Galerie Charraudeau de París, donde vive desde hace cinco años

Sílvia Fornós

Whatsapp
1701_pepo_moreno_exposicio_cultura_7.jpg

1701_pepo_moreno_exposicio_cultura_7.jpg

Pepo Moreno (Tortosa, 1985) ha inaugurado este mes la exposición Dimoni en la Galerie Charraudeau de París, donde vive desde hace cinco años y en la que ha trabajado en el sector de la moda y la belleza. El joven artista explica que la muestra «hace referencia a todas esas contradicciones, vivencias, traumas y sentimientos encontrados que todos tenemos y que se acentúan más en el colectivo LGBTIQ+». Para Pepo Moreno el confinamiento ha sido el momento más creativo de su vida. En la muestra se exhiben más de un centenar de obras que han sido creadas utilizando todo tipo de materiales, desde papel kraft hasta láminas de todos los colores, pasando por piezas de cerámica y camisetas. Todas ellas seguirán expuestas hasta el 6 de febrero.

¿Cómo y cuándo surgió la oportunidad de crear esta exposición?

Participé en una exposición colectiva el pasado julio para recaudar fondos para el Líbano que organizaba una amiga diseñadora. La galería vio algunas otras piezas a través de mi Instagram, vino a verlas a mi casa (que es también mi estudio) y me propusieron hacer una exposición individual. Tuvimos que posponerla varias veces a causa de la situación sanitaria y la pandemia, y finalmente se abrió el pasado 9 de enero.

¿Por qué decidió llamar ‘Dimoni’ a la muestra?

Dimoni hace referencia a todas esas contradicciones, vivencias, traumas y sentimientos encontrados que todos tenemos y que se acentúan más en el colectivo LGBTIQ+. Y a pesar de todo, me gusta la idea de convivir con los demonios. Me gusta que la palabra se entienda o se deduzca en diferentes idiomas y que haga referencia a mis orígenes y a mi infancia. Se exponen algo más de 100 obras entre las piezas del mural y las que están enmarcadas, incluyendo también las cerámicas y las camisetas.

A nivel artístico, ¿qué técnica y materiales predominan?

Utilizo todo tipo de materiales: papel kraft, láminas de todos los colores, páginas de revistas pornográficas de los 2000, mapas, periódicos viejos… todo menos lienzos (de momento). También he empezado a trabajar con textiles y cerámicas. Pinto con acrílicos, graffiti y rotulador.

El artista también trabaja con textiles. FOTO: Jean Picon

En el ámbito creativo, ¿a qué demonios se ha enfrentado y cómo los ha superado?

Sobre todo al auto-sabotaje. Es muy fácil empezar a cuestionar si lo que uno hace en la intimidad es valioso para ser compartido. Creo que es importante dejar esas dudas de lado y coger el toro (o el demonio) por los cuernos.

¿Debemos aprender a abrazar nuestros demonios?

Solo hablo desde mi propia experiencia: para mí ha sido muy reconfortante. No ha sido un trabajo fácil y si uno tiene que pedir ayuda (a la gente que tiene a su alrededor o a un profesional), tiene que hacerlo.

¿Qué lección supone esta experiencia?

Ha sido una buena dosis de confianza y de positivismo, especialmente ahora que creo que todos sentimos los achaques de tantos meses de malas noticias y de subidas y bajadas emocionales.

Se exhiben más de un centenar de creaciones. FOTO: Jean Picon

Ha reconocido que el confinamiento ha sido el momento más creativo de su vida. ¿Por qué?

Supongo que el estar encerrado y con las actividades sociales limitadas al mínimo me ha obligado a mirar adentro y utilizar esas herramientas para sacar lo que tenía y experimentar. Creo que es algo que mucha gente ha experimentado. Tener tiempo ha sido un lujo y tener un espacio lo suficientemente amplio, también (especialmente en París, donde escasea) a pesar de la incertidumbre y los momentos duros.

En cuanto a la inspiración, ¿qué le provocó la cuarentena?

Precisamente a echar cuentas conmigo mismo, echar la vista atrás y hacer una lista mental de mis demonios: de los que guardaba desde que era pequeño a los que he desarrollado con el tiempo.

¿La homofobia sigue siendo un demonio para el colectivo?

La homofobia existe, dentro y fuera del colectivo. No es solo la mirada del otro, sino como nos vemos a nosotros mismos y como nos enfrentamos a algunos temas que continúan siendo un lastre: la enfermedad mental, el trauma heredado del colectivo, la serofobia, la transfobia, el racismo, el ageism.... Hay todavía mucha plancha y tiene que empezar por uno mismo.

La palabra ‘gay’ se repite en muchas de las obras expuestas. ¿Por qué?

Gay es una, pero también se repiten fag, fagoot, homo o queer. Me gusta que lo que antes era un insulto se ha convertido en algo asumido por el colectivo para ser más fuerte.

Detalle de algunas de las obras de la muestra ‘Dimoni’. FOTO: Jean Picon

¿Cómo la exposición contribuye a expresar artísticamente todos estos sentimientos?

Creo que lo hace de una forma muy directa, naif incluso. No tengo una formación específica en arte, pero si he crecido en un contexto donde era importante experimentar y donde he estado cerca de artistas.

¿Por qué hace cinco años decidió mudarse a París?

Por trabajo. Tuve una buena oportunidad dentro del grupo donde trabajaba y decidí aprovecharla. Era un buen momento para mí y creía importante dar un paso adelante y avanzar en ese sentido.

En este tiempo se ha dedicado al sector de la moda y la belleza. ¿Exactamente en qué ha trabajado?

En marketing y comunicación para algunas marcas del sector. Actualmente me dedico a mi proyecto artístico y colaboro en proyectos con algunas marcas como freelance.

Detalle de algunas de las obras de la muestra ‘Dimoni’. FOTO: Jean Picon

¿La creatividad en el sector de la moda y la belleza en qué se diferencia de la relacionada con la pintura?

Ambos mundos son muy complejos a mi parecer. No considero la moda o la belleza industrias frívolas en absoluto. En ambos hay una conexión con lo que pasa en el mundo y al mismo tiempo un cierto grado de desconexión positiva que permite hacer sonar. La moda siempre ha vivido del arte y viceversa.

¿Qué oportunidades profesionales ha encontrado en París y cómo han contribuido a desarrollar su faceta artística?

Muchas! París es una ciudad muy excitante, permite estar conectado con la industria del arte y la moda, y obviamente conocer a otros creativos con los que colaborar. Mis amigos y mi comunidad han sido de gran ayuda y me han apoyado en todo lo que han podido.

Después de esta exposición, ¿qué proyectos tiene entre manos?

Quiero continuar pintando, colaborar con otros artistas y diseñadores y sobre todo, continuar abrazando a demonios.

Temas

Comentarios

Lea También