Más de Cultura

Cultura El Catllar

‘Segones vides’ en busca de una nueva oportunidad

Sara Dalmau exhibe 33 piezas creadas sobre objetos y materiales reciclados, como las duelas de las barricas de vino

SÍLVIA FORNÓS

Whatsapp
La artista Sara Dalmau con una de las piezas que exhibe. Foto: Pere Ferré

La artista Sara Dalmau con una de las piezas que exhibe. Foto: Pere Ferré

Objetos olvidados, arrinconados y polvorientos a los que la pintora Sara Dalmau Sans –establecida en L’Argilaga– les ha devuelto la esperanza artística a través de la exposición Segones Vides. La muestra incluye 33 piezas cuya base son elementos de creación humana en desuso, tales como duelas y aros de barricas de vino y herramientas de campo, que la artista ha ido hallando poco a poco. Según Sara Dalmau, los objetos «heridos, con telarañas, polvorientos, faltos de amor, de un roce o tal vez de la esencia humana cerca de ellos, me pedían dejar las prisas y encontrar el tiempo para ofrecerles una segunda vida». La exposición se puede visitar hasta el 1 de septiembre en la sala polivalente del Centre Cultural de El Catllar.

En este sentido, la artista afirma que «todas estas piezas tuvieron una primera vida, y después de ser abandonadas en bodegas, y arrinconadas durante años, estaban llenas de polvo, tristes y a la espera de otra oportunidad».

La serie ‘Segones vides’ está formada por 33 piezas sobre objetos reciclados. Foto: Pere Ferré

Así, después de encontrar algunas de las piezas por casa, Sara Dalmau pensó en darles una segunda vida, «dándoles otra oportunidad y un nuevo aliento», dice la pintora, quien casi siempre trabaja sobre madera. Concretamente, dice la artista, «como la madera absorbe mucho el pigmento, el color va cambiando, por lo que nunca estás seguro de cuál será el resultado final. El proceso es de cambio constante, ya que la madera es un material vivo y la comunicación mientras trabajas es constante. Es una experiencia muy enriquecedora».

«Los objetos pedían encontrar el tiempo para ofrecerles unas segundas vidas».

En cuanto al proceso creativo comenta que «primero tuve que restaurarlas, es decir, liberarlas del peso de haber sido abandonadas y después las pinté para darles una nueva alma».

Para ello, la artista utiliza la técnica mixta. «Puedo utilizar desde pintura acrílica hasta pinta uñas, es decir, en lo que me fijo es en el color que busco», dice la pintora. En este sentido, en su página web destaca que «utilizo pinceles cosméticos, como los que se encuentran en el rímel o el esmalte de uñas, para trabajar con aceites y barnices, de la misma forma que utilizo los dedos o los pinceles convencionales».

La pintora Sara Dalmau presenta diosas como mujeres sabias. Foto: Pere Ferré

Asimismo, la serie Segones vides está producida en diferentes años y etapas creativas, entre ellas el confinamiento. De la reclusión y su reflejo en el resultado final, Sara Dalmau comenta que «se ve reflejado en aquellas piezas que tienen como base herramientas del campo porque el trabajo es muy minucioso. El resultado es muy delicado, ya que en las piezas más pequeñas solo puedes respetar la forma y devolverles la vida a través de motivos artísticos más pequeños».

Así, la pintora afincada en L’Argilaga dedica una de las piezas al poeta Josep Vicenç Foix y en la que se puede leer: «És quan dormo que hi veig clar: Foll d’una dolça metzina,: Amb perles a cada mà: Visc al cor d’una petxina».

«Utilizo pinceles cosméticos, como los que se encuentran en el rímel o el esmalte de uñas, de la misma forma que utilizo los dedos o los pinceles convencionales».

Mujeres reales

En esencia, las piezas de la exposición también regresan a la vida y se convierten en diosas que no siempre tiene veinte años, sino que son mujeres sabias; musas; una novia camino del altar con los nervios en el estómago; u otras dedicadas a Hypatia, etc.

Entre las obras, destaca Estimades veines de la que la artista describe en sus redes sociales que «se saben, se tienen, a veces se quieren, se ayudan siempre, se envidian poco, lloran juntas cuando toca, se hacen visitas tranquilas, y en los solsticios se abrazan fuerte».

Para crear algunas de las obras ha reutilizado herramientas de campo. Foto: Pere Ferré

A lo largo de su trayectoria artística, la figura femenina ha sido y es de vital importancia para la artista, quien dice que «pintar es una necesidad paralela a mi trabajo como maquilladora», mientras que en cuanto a cómo han evolucionado las mujeres a las que da vida, dice que «han cambiado físicamente y emocionalmente, ya que no buscan la perfección».

En los últimos años, la pintora ha presentado, entre otras, exposiciones como Women who speak with their eyes (Mujeres que hablan con los ojos, 2012), dedicada a las mujeres a las que no se les permite hablar con la boca, pero que, en cambio, hablan con sus ojos; Dones Sempre Vives (2015), inspirada en la superviviente catalana del campo de concentración nazi de Ravensbrück, Neus Català (1915-2019); Hypatia: dones i seny (2017), una muestra de que la «perseverancia para obtener un resultado es una actitud humana y de la que las mujeres sabemos mucho»; y Dona i formiga (2018), «un homenaje a la perseverancia de mi hija», dice la artista.

Segones vides es la 44 exposición de la pintora, quien «desde hace más de 20 años que organizo exposiciones y 25 años que me dedico al mundo del arte». Sobre como es el momento de afrontar la creación de una obra dice que «necesito trabajar cada día porque es lo que me mueve, lo que me da vida». La pintora ha expuesto en una gran variedad de espacios singulares, desde el hotel Ritz hasta el Monestir de Santes Creus pasando por restaurantes o jardines. Así, en L’Argilaga y rodeada de naturaleza, la pintora Sara Dalmau dice que «no tiene color vivir y trabajar en un ambiente rural y poder salir a la naturaleza cuando estás cansado, ya que en Barcelona mi espacio de trabajo era el comedor y cuando estaba cansada me iba a la calle, donde no encontraba nada que me inspirase». En cambio, del paisaje de L’Argilaga afirma que «es una explosión de color constante», y que sin duda transmite la artista en cada una de sus obras.

El apunte
En constante experimentación

Este año, la artista Sara Dalmau también ha presentado ‘Sirenes’, una exposición de pintura en la que ha experimentado con elementos vegetales como hojas de palmera, conchas y delicadas ramas de agave, intervenidos con técnica mixta para recrear las historias de personajes femeninos ficticios.

Temas

  • pintura
  • exposición
  • muestra
  • L'Argilaga
  • Segones vides
  • Sara Dalmau

Comentarios

Lea También