Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Abdel Barrada, fichaje de relumbrón del Nàstic para la mediapunta

El futbolista francomarroquí de 29 años, ex del Getafe,  se convierte en el cuarto fichaje del mercado de invierno

Jaume Aparicio

Whatsapp
El presidente del Nàstic, Josep Maria Andreu, tras la firma del contrato con el futbolista francomarroquí Abdel Barrada. Foto: Nàstic

El presidente del Nàstic, Josep Maria Andreu, tras la firma del contrato con el futbolista francomarroquí Abdel Barrada. Foto: Nàstic

Fichaje de renombre para el Nàstic. El club grana se deslizó ayer a última hora con el anuncio oficial de la incorporación de Abdel Barrada (Provins, Francia, 29 años), exmediocentro del Getafe y del Olympique de Marseilla que llegó a ser 28 veces internacional con Marruecos. Lo hace en calidad de cedido por el Antalyaspor turco hasta final de temporada.

El Nàstic necesitaba dar un impulso al equipo. Ofrecer un acicate a la afición para no perder la esperanza en la permanencia. Después de la derrota en Elche, con la salvación a seis puntos, el pesimismo volvió a hacerse fuerte entre la parroquia nastiquera. Para combatirlo hacia falta una alegría, un fichaje que generara ilusión. La entidad tarraconense está convencida de que la incorporación de Abdel Barrada puede lograrse ese efecto. En las redes sociales, al menos, ya se notó el impacto del fichaje con mensajes de sorpresa por la calidad del futbolista en su paso por el Getafe.

El nuevo jugador grana empezará a entrenar hoy mismo con el equipo de Enrique Martín.

Barrada llega procedente del Antalyaspor turco, al que llegó en agosto procedente del Al-Nasr (Dubai). Las cosas no le han acabado de salir del todo bien en la Süper lig de Turquía. Solo ha disputado cinco partidos ligueros y cuatro en la Türkiye Kupasi, la copa nacional, donde ha conseguido anotar tres goles.

La trayectoria de Barrada ha sido de más a menos. Después de abandonar la disciplina del PSG, el jugador francomarroquí se enroló en las filas del Getafe. Comenzó en el filial con el que disputó 32 partidos en Segunda B. Su debut en Primera División fue en la segunda jornada de la temporada 2011-12 en el Coliseum ante el Levante. Luis García era el técnico del conjunto madrileño que decidió darle la titularidad con 22 años. Estuvo 59 minutos antes de dejar su puesto a Sarabia. Acumuló 32 partidos ligueros esa temporada y otros 32 en la siguiente, última con la camiseta azulada, ya que el Getafe lo traspasó por un valor cercano a los 10 millones de euros al Al-Jazira de Abu Dhabi.

Un año, ocho partidos y cuatro goles después, regresa a Europa, a su país natal, Francia, para jugar por Olympique de Marseilla, gran rival del PSG. Fueron dos años de irregularidades con 33 partidos en Ligue 1 (9 en la primera y 24 en la segunda) y solo dos tantos. Sí le sirvió para debutar en Europa League. Jugó seis partidos en la edición de 2015/16.

En 2016 volvía a volar a los Emiratos Árabes para jugar en el Al-Nasr. Pero en verano quiso volver a participar de una liga más competitiva. Turquía fue su destino, aunque la llamada del Nàstic y el poder regresar a España han hecho que Barrada acepte la propuesta grana.

Con la selección de Marruecos, Barrada participó en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Quedó encuadrada en el mismo grupo de España pero ni una ni la otra pasaron de ronda. Lo hicieron Japón y Honduras.

Con Barrada el Nàstic acumula seis centrocampistas de la primera plantilla, además de Viti, con ficha del filial pero habitual con el primer equipo. Se ha pasado de la escasez a la sobreocupación a la espera del cierre del mercado.

El franco marroquí se trata de un futbolista con una técnica exquisita que exhibió en su etapa en el Getafe. Puede actuar tanto de mediocentro como de mediapunta. El hecho de que pueda desenvolverse en ambas posiciones es debido a que tiene una gran capacidad para la asociación, pero también para batir líneas rivales mediante la conducción. Además, tiene un buen último pase y llegada desde segunda línea.

Con su llegada al conjunto grana,  Enrique Martín deberá encontrarle acomodo. Si continua apostando por el 4-4-2, Barrada podría ocupar el doble pivote o bien partir desde la banda izquierda. En caso de cambiar, Barrada podría actuar de interior en el 4-4-3 o de mediapunta, su posición predilecta, en un 4-2-3-1.

Temas

Comentarios

Lea También