Agné: «No estamos para escoger rivales»

El entrenador del Nàstic reconoce que enfrentarse al líder Villarreal B en la próxima jornada no es lo más propicio

VICENTE M. IZQUIERDO

Whatsapp
Agné: «No estamos para escoger rivales»

Agné: «No estamos para escoger rivales»

«No estamos para escoger rivales, si tuviese que escoger uno, sería otro». De este modo se presentó Raül Agné en la rueda de prensa previa al partido que su Nàstic de Tarragona tendrá que jugar este domingo contra el Villarreal B (12 horas). De hecho, es muy normal que el técnico grana haga esta afirmación, ya que en pocas horas su equipo tendrá que enfrentarse al líder del grupo 2 de la Primera RFEF. 

Es más, Agné reconoció que «delante tenemos al mejor equipo de la liga». Por lo tanto, las excusas no valen. Lo único que importa es ganar y poder demostrar que este Nàstic está más vivo que nunca. Incidiendo sobre el filial groguet, el técnico de Mequinenza apuntó que «tienen una idea de club muy clara, una idea de juego muy clara, una búsqueda de jugadores muy clara y un equipo que, personalmente, a mí me encanta». «Es un equipo extremadamente vertical, rápido y preciso», continuó.

No existe ninguna fórmula mágica para meterle mano al rival grana, aunque Agné tiene claro que el control del esférico será fundamental, ya que «la única forma de ordenarte es desde la pelota, tenemos que gestionarla y administrarla bien. Esto nos permitirá estar más ordenados y estar en campo contrario».

Las bajas

De cara al duelo del domingo, el Nàstic lamentará bajas en la zona ofensiva. El técnico confirmó que «Edgar y Pedro Martín son bajas y Pablo tiene molestias, estamos debilitados». Con la duda el ex de Cornellà, Fran Carbia es el único atacante sano que le queda a Agné.

El entrenador también valoró los últimos duelos y, sobre el último que se disputó en Tarragona, ante el Atlético Baleares (1-2), expuso que "el Baleares nos hizo malo, pero la línea a seguir es la pelota», haciendo referencia al control del juego.

Su continuidad

No quiso perder demasiado tiempo el entrenador en hablar de su futuro más próximo, que estará ligada a los resultados del equipo. «No pierdo ni un segundo», dijo, añadiendo que «estoy muy bien en el club, tengo una relación fantástica, quiero que esto vaya bien. No miro por mí, soy feliz cuando los demás son felices». En este sentido, se solidarizó tanto con el equipo que acabó afirmando que «no pienso en el Raül Club de Fútbol, sinó en el Nàstic».

Temas

Comentarios

Lea También