Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes FÚTBOL

Aprobado justo tras la ronda de partidos ante rivales directos

El Nàstic suma 4 puntos de los 9 posibles en las últimas tres jornadas ante contrincantes directos por conseguir la salvación en Segunda y el equipo pone tierra de por medio con el descenso

Iñaki Delaurens

Whatsapp
Varios jugadores del Nàstic celebran el tanto de Sergio Tejera el pasado sábado en el Nou Estadi en la remontada ante el Mirandés. Foto: pere ferré

Varios jugadores del Nàstic celebran el tanto de Sergio Tejera el pasado sábado en el Nou Estadi en la remontada ante el Mirandés. Foto: pere ferré

Después de la disputa de los tres partidos ante rivales directos por la permanencia que el Nàstic ha tenido en las últimas tres semanas, la situación permite coger un poco de aire respecto al resto de contrincantes pero sin tirar cohetes. Si hubiera que poner nota y valorar al equipo grana el resultado sería de aprobado justo.

Almería, Mallorca y Mirandés formaban el grupo de enemigos. El balance ha sido positivo dentro de la situación en la tabla: un triunfo, un empate y una derrota. Además, el Nàstic sigue fuera de las posiciones de descenso, ahora a cuatro puntos. Si los pupilos de Juan Merino hubieran sabido sumar alguna victoria más, el equipo habría dado un golpe importante sobre la mesa en su misión por la permanencia.

El primer examen fue ante el Almería en el Nou Estadi. El cuadro andaluz, bajo la tutela de Luis Miguel Ramis, tarraconense exjugador del Nàstic que disputaba su tercer encuentro al frente de los rojiblancos, supo sacar provecho de un solitario tanto, obra de Kalu Uche, para llevarse los tres puntos (0-1). No fue un gran choque de los hombres de Merino que mostraron carencias importantes sobre todo a nivel ofensivo. Los grana acabaron la jornada con los mismos puntos que el Alcorcón (36), quien cerraba la zona roja por gol average.

La siguiente semana, el conjunto tarraconense viajó a Mallorca con la presión de rascar algún punto. Así fue en un encuentro pésimo que invitó al cero a cero, reflejando dos bostezos infinitos, en un duelo que habría seguido sin goles hasta el fin de los tiempos (0-0). El resto de resultados fueron benévolos con los grana y el Nàstic subió una plaza, empatando con Córdoba y Rayo (37) y un punto de renta sobre el descenso.

El último fin de semana resultó el más optimista. Pese a que el Nàstic empezó palmando ante la visita del Mirandés, los jugadores grana se conjuraron para darle la vuelta al marcador en la cuarta remontada de la temporada y sumar tres puntos vitales (4-1). Además, el Mirandés se estanca en la cola a ocho puntos de los tarraconenses y a seis de la permanencia. Con esta última derrota, el Nàstic alcanza la barrera psicológica de los 40 puntos, coge aire respecto a sus rivales y permite encarar el desplazamiento al campo del Getafe con ilusión y la moral alta.

Así en esta situación superior sobre otros rivales y tierra de por medio con el descenso, la escuadra grana sigue su paso, lento pero firme hacia la permanencia. Un objetivo todavía lejos pero que cada jornada parece estar más cerca.

Del resto de rivales que todavía le quedan al Nàstic en las ocho jornadas por disputarse, tres equipos se hallan en la misma lucha por quedarse en la división de plata: Reus Deportiu, Rayo Vallecano y UCAMMurcia. Los restantes, Getafe, Cádiz, Oviedo, Girona y Tenerife, apuntan a Primera o al play off.

La carrera por alcanzar los 50 puntos que darían la salvación virtual cada vez se acerca más a su desenlace. Para ello, habrá que repetir tardes como la del sábado contra el Mirandés y alejarse de partidos insulsos como ante Almería o Mallorca.

Temas

  • DEPORTES

Lea También