Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

CF Reus - Valladolid: Fiesta de despedida

El CF Reus cierra el curso en el Estadi ante el Valladolid en un día de homenaje a la plantilla (20:00 horas)

Marc Libiano

Whatsapp

En Reus, el resultado hoy pasa a un segundo plano. Ya no hay urgencias ni preocupaciones. El trabajo se ha hecho con tres fechas de antelación. En la última cita de la temporada en el Estadi, se convierte hasta en sano celebrar. Crear una fiesta de despedida bonita, porque el equipo se la ha ganado y los hinchas precisan de su tiempo de liberación y disfrute. En todo caso, existen pequeños retos por cumplir. Un atractivo que también permitirá no perder la cabeza competitiva.

En este sentido, el Reus depende de él para terminar como menos goleado del campeonato e intentar facilitar el trofeo Zamora a Edgar Badia, un logro personal fascinante para el meta, que debuta esta temporada en la categoría de plata. A Badia le urge otro rosco, es decir mantener su portal a cero, para llegar a la última jornada con opciones. 

David Querol es la única ausencia por lesión que debe afrontar el técnico de Vitoria. Éste se encargó de aclarar que «van a jugar los que yo crea que están más preparados. No vamos a cambiar mucho». También expresa sus deseos. «Sería perfecto y bonito acabar la temporada con una victoria en casa y conseguir esos pequeños objetivos que nos hemos marcado, como acabar como menos goleados». 

Se presenta en el Estadi un Valladolid lanzado. Viene de ganar al Getafe y de confirmar su candidatura para el play off de ascenso a Primera tras un arranque irregular. Con el histórico Paco Herrera como jefe de filas. «A Paco le seguí mucho cuando era entrenador del Celta, me gustaba su juego atractivo, con un rombo en el medio del campo. Es un ejemplo», destacó Natxo sobre su colega de profesión. Mientras Herrera dejó claro que «no me parece que el Reus sea un equipo defensivo, a pesar de que lidere la clasificación de menos goleado». El precedente de la primera vuelta habla a favor de los de Pucela, que lograron vencer por la mínima (1-0), en un partido que se disputó el día de Reyes.

Esta vez, el escenario será distinto, también los ingredientes. La presión es para los visitantes. En can Reus ha salido el sol desde hacer varias semanas. Hay motivos para sonreír.

Temas

Comentarios

Lea También