Deportes Gran temporada

Edu Prades, dando la talla en la élite

CICLISMO. El ciclista de Alcanar vive su primera temporada con el Movistar Team y hasta la fecha ha ganado la Vuelta a Aragón, además de lograr podios de prestigio

V. Maigí

Whatsapp
El ciclista de Alcanar Edu Prades, componente del Movistar Team, durante la disputa de una prueba.  FOTO: BETTINI

El ciclista de Alcanar Edu Prades, componente del Movistar Team, durante la disputa de una prueba. FOTO: BETTINI

Edu Prades está viviendo su primera temporada con el Movistar Team, y por el momento los resultados le han sonreído. A su reciente victoria en la Vuelta a Aragón (fue tercero en la primera etapa), hay que sumarle otros podios destacados. Él mismo explica sobre la presente campaña que «poder ganar una etapa en el Tour La Provence y ahora terminar la primera parte del año con la victoria en la general de la Vuelta a Aragón han facilitado el hecho de tener confianza en mí y han propiciado que el equipo también confíe». Además de estos éxitos, el de Alcanar firmó el tercer puesto en el GP de Amorebieta. 

Sobre el triunfo en la ronda aragonesa, el ciclista del Montsià explica que «la vuelta no presentaba grandes dificultades geográficas, sólo la segunda etapa tenía algo de dureza con la ascensión a San Juan de la Peña y Oroel y un final con tendencia hacia arriba en Canfranc-Estación». No obstante, según explica Edu, «las condiciones climatológicas también cuentan y el fuerte viento sirvió al equipo para endurecer la carrera. Logramos reducir el grupo ya en la primera etapa gracias al viento lateral». 

En la segunda etapa mantuvieron las opciones de luchar por el liderato, y «así afrontamos la última etapa con ganas de guerra, a sólo dos segundos del líder. Se presentaba una etapa con final para sprinters, pero había dos sprints intermedios con bonificación de 3,2 y 1 segundo». La táctica fue «dejar hacer el primer sprint a una posible escapada con corredores que no estuvieran disputando la general y después aprovechar el viento para tensar la carrera, neutralizar la escapada y disputar el segundo sprint. Nos salió a la perfección. El equipo me lanzó para ganar este sprint y mis rivales directos no bonificaron, por lo que me puse como líder provisional». De esta manera, sólo tenía que controlar que mis oponentes no bonificaran en el sprint de meta y pude conseguirlo, entrando en sexta posición por delante de ellos». 

Edu no esconde que «se trata de una victoria muy importante tanto para mí como para el equipo. Corriendo en España se nos pide lograr la victoria y también da puntos para el World Tour. Para mí, obviamente, significa seguir con la línea del año pasado, y además llegar al ecuador de la temporada con los deberes hechos y la tranquilidad suficiente para seguir trabajando bien y con ganas de más». 

Ahora, el corredor del Montsià preparará la Route de Occitanie que se disputará del 20 al 23 de junio y el 30 del mismo mes tomará parte en los Campeonatos Nacionales. Los restos en estas citas están claros: «Occitanie será una prueba con demasiados puertos para mí, no se adapta a mis características, por lo tanto no disputaré la general y la misión ser trabajar para el equipo e intentar aprovechar la oportunidad, si se presenta, en la etapa que mejor pueda irme. Por otro lado, en los Campeonatos Nacionales, el objetivo es que cualquier corredor del equipo logre la victoria. Seguramente tendremos bastante libertad, pero siempre trabajaremos en equipo para conseguir lo marcado». 

Entre los mejores
Edu disfruta el hecho de correr con un equipo de élite (tiene contrato hasta finales de año) y comenta que «hay alguna diferencia con estar con un equipo de segunda línea. Tenemos todavía más facilidades para hacer nuestro trabajo, más medios... pero también más responsabilidades. Sabes que no puedes fallar en momentos clave cuando trabajas para un gran líder. Entonces, te pones más presión para devolver la confianza». 

Para que todo vaya como espera, Edu entrena en Andorra con algunos compañeros de equipo y muchos otros del pelotón internacional. Aparte de rivales en la carretera son compañeros de entrenamiento y ocio: «Somos muchos y tenemos la suerte de poder entrenar acompañados, lo que es importante». 

Prueba ‘dedicada’
Edu está centrado en su temporada, pero no pierde de vista la de su hermano Benja, que recientemente ha sido segundo de la general en el Tour de Japón y ha ganado la clasificación por equipos con el Ukyo Zenrin. Los dos están contentos por su rendimiento y también porque, como explica Edu, «la recuperada ‘Pujada al Mirador de Alcanar’ lleva nuestro nombre. El ACA y la concejalía de Deportes han puesto empeño en recuperar esta prueba, siendo todo un éxito, y han tenido esta gran detalle con nosotros, haciéndonos sentir apreciados en y muy orgullosos de la carrera de un pueblo, el nuestro, muy conocido dentro del ciclismo español, gracias a Viveros Alcanar». 

El corredor del Montsià, emocionado por esta iniciativa, sigue diciendo que: «La verdad es que ahora mi hermano y yo nos sentimos con la deuda de seguir trabajando para rendir al máximo nivel y colaborar en lo que podamos para que se consolide como una cita fija dentro del calendario estatal». 
 

Temas

Comentarios

Lea También