Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Ascó quiere volver al buen camino sin su máximo artillero

Tras dos derrotas seguidas, el equipo de Castillejo visita al Cerdanyola (12h) sin su goleador, Víctor Bertomeu, sancionado con dos partidos por protestar al árbitro

Enric Algueró

Whatsapp
Un jugador del Ascó controla la pelota frente a un rival en una imagen de archivo de uno de los partidos jugados como local. Foto: Joan Revillas

Un jugador del Ascó controla la pelota frente a un rival en una imagen de archivo de uno de los partidos jugados como local. Foto: Joan Revillas

 

Las dos últimas derrotas consecutivas han representado un paso atrás en las aspiraciones del Ascó, que sin embargo sigue en la cuarta plaza y con todas las opciones intactas para disputar el play off de ascenso. El equipo de la Ribera d’Ebre quiere olvidarse de la  derrota de la semana pasada y recuperar el terreno perdido en el difícil campo de Les Fontetes, donde a partir de las doce de la mañana, se enfrenta al Cerdanyola.
Santi Castillejo es consciente de las mayores dificultades que encontrarán en esta segunda vuelta, incluyendo el partido de hoy. «Todos los equipos se juegan mucho y en esta ocasión, además, jugamos en un escenario que no nos gusta demasiado por las características del terreno de juego», aseguró. «Ante la Pobla hicimos un buen partido, pero tenemos que apretar como harán ellos y aprovechar mejor las ocasiones, pues enfrente tendremos un buen equipo, con jugadores con experiencia en Segunda B», apuntó. El míster advierte, además, de la dificultad del rival: «El líder Olot ya sufrió mucho en este campo, por eso tenemos que intentar imponer nuestro ritmo y filosofía de juego». 
Para afrontar este difícil encuentro, Castillejo tiene las importantes bajas de Barrufet y Jonatan Toledo, por lesión, y Víctor Bertomeu. Con diez tantos, el delantero es el máximo goleador del equipo, que se perderá, por sanción, las dos próximas jornadas por protestar al árbitro, un castigo que Castillejo considera excesivo.
El Cerdanyola, a pesar del triunfo logrado en la pasada jornada en el campo del Manlleu, se encuentra a tan solo cuatro puntos de la zona conflictiva, y busca reaccionar en los partidos como local. En su campo no está siendo demasiado solvente, con un balance de cinco victorias, dos empates y seis derrotas, las tres últimas de forma consecutiva. Su técnico, Toni Carrillo, no puede disponer por lesión del portero Sergi Tienda, el defensa Victor Durán  y el delantero Mario. Tampoco estarán por suspensión Juli y el Álex Torres, aunque vuelve Piti Pleguezuelo, jugador importante en el centro del campo vallesano.

Las dos últimas derrotas consecutivas han representado un paso atrás en las aspiraciones del Ascó, que sin embargo sigue en la cuarta plaza y con todas las opciones intactas para disputar el play off de ascenso. El equipo de la Ribera d’Ebre quiere olvidarse de la derrota de la semana pasada y recuperar el terreno perdido en el difícil campo de Les Fontetes, donde a partir de las doce de la mañana, se enfrenta al Cerdanyola.

Santi Castillejo es consciente de las mayores dificultades que encontrarán en esta segunda vuelta, incluyendo el partido de hoy. «Todos los equipos se juegan mucho y en esta ocasión, además, jugamos en un escenario que no nos gusta demasiado por las características del terreno de juego», aseguró. «Ante la Pobla hicimos un buen partido, pero tenemos que apretar como harán ellos y aprovechar mejor las ocasiones, pues enfrente tendremos un buen equipo, con jugadores con experiencia en Segunda B», apuntó. El míster advierte, además, de la dificultad del rival: «El líder Olot ya sufrió mucho en este campo, por eso tenemos que intentar imponer nuestro ritmo y filosofía de juego». 

Para afrontar este difícil encuentro, Castillejo tiene las importantes bajas de Barrufet y Jonatan Toledo, por lesión, y Víctor Bertomeu. Con diez tantos, el delantero es el máximo goleador del equipo, que se perderá, por sanción, las dos próximas jornadas por protestar al árbitro, un castigo que Castillejo considera excesivo.

El Cerdanyola, a pesar del triunfo logrado en la pasada jornada en el campo del Manlleu, se encuentra a tan solo cuatro puntos de la zona conflictiva, y busca reaccionar en los partidos como local. En su campo no está siendo demasiado solvente, con un balance de cinco victorias, dos empates y seis derrotas, las tres últimas de forma consecutiva. Su técnico, Toni Carrillo, no puede disponer por lesión del portero Sergi Tienda, el defensa Victor Durán  y el delantero Mario. Tampoco estarán por suspensión Juli y el Álex Torres, aunque vuelve Piti Pleguezuelo, jugador importante en el centro del campo vallesano.

 

Temas

  • DEPORTES

Comentarios

Lea También