Deportes Liga EBA

El CBT sufre para seguir invicto en el regreso de Vinós

Baloncesto. Los de Berni Álvarez sumaron el cuarto triunfo de la temporada frente a un Horta que plantó cara hasta el final

Juanfran Moreno

Whatsapp
Gerard Estebanell maneja el balón frente al Horta. FOTO: PERE FERRÉ

Gerard Estebanell maneja el balón frente al Horta. FOTO: PERE FERRÉ

El CBT sudó de lo lindo para conseguir derrotar al Horta en el Serrallo y seguir invicto en este inicio de EBA. Los de Berni Álvarez no pudieron romper el encuentro en ningún momento ante un incómodo rival que no les permitía encontrar fluidez en su juego. En la agonía se dejaron escapar una ventaja y lo pudieron pagar caro. Víctor Vinós regresó a las pistas tras cerca de un año en el dique seco.

En el primer cuarto el Horta no ofreció síntomas de debilidad pese a comparecer en el Serrallo con cero victorias en su casillero. Salió decisivo con una actitud imponente y queriendo imponer un alto ritmo de partido tanto en defensa. Sus opciones sabían que pasaban por desgastar al CBT. No darle tregua. Someterle de manera constante.

El CBT andaba renqueante. No terminaba de encontrar un ritmo fluido en ataque. No obstante, posee tanto talento en su plantilla que no necesita tanto de lo coral para que termine brillando lo colectivo. Dos de sus fichajes ofrecieron un recital ofensivo en el primer parcial. El holandés Hoexum logró 11 puntos, mientras que Idriss anotó otros 7 puntos siendo un quebradero de cabeza en el juego interior gracias a su capacidad para amenazar desde media distancia. Poco a poco se fue recuperando y logró abrir la primera brecha amenazadora en el marcador (17-11).

Lo mejor del primer cuarto todavía estaba por llegar. Se producía a falta de dos minutos para el final cuando Víctor Vinós regresaba a las pistas tras casi un año de baja por una lesión de rodilla. Un regreso vitoreado por el Serrallo y al que respondió con un triple en su primer intento que celebró con euforia el banquillo. Fue el último puñal cebetista en el primer cuarto (21-16).

Cuando parecía que el CBT le había cogido el puntillo al partido irrumpió de nuevo la fe del Horta. Salieron otra vez con personalidad al segundo cuarto. Siguieron siendo incomodos en defensa y en ataque fueron acumulando poco a poco. Ousmane imponía en la pintura, pero no concretaba y el Horta fue menguando la diferencia hasta dejarla en solo un punto (23-22). El ataque cebetista estaba totalmente atascado. Tugores y Hoexum entraron al rescate. El base comandó y el holandés volvió a clavar otro triple y una buena bandeja tras penetración para sacar del bache a los de Berni Álvarez (34-28). Fue momentáneamente porque lo cierto es que el CBT no logró encontrar una regularidad deseada en ataque. Tampoco el Horta, pero ese ritmo bajo de puntuación beneficiaba claramente a unos visitantes que se iban debajo en el marcador, pero con mucha vida al descanso (36-32).

Nada tuvo que ver la salida del CBT en el tercer cuarto. Salieron con otro ritmo y mentalidad. Conscientes de que el partido estaba en sus manos, pero para ello debían subir un poco más su nivel. Idriss señaló el camino con un triple y el ataque cebetista comenzó a carburar (44-36).

Un triple de Dani Tugores confirmó la mejoría cebetista e impulsó la ventaja por encima de los 10 puntos por primera vez en el partido (49-38). Amenazaron los de Berni Álvarez con romper definitivamente el partido, pero dos pérdidas tontas mantuvieron con esperanza al Horta (51-43). El resto del tercer cuarto volvió a ofrecer malas sensaciones de un CBT que llegaba con una buena ventaja a la última manga, pero sin licencia para relajarse (55-48).

Los malos presagios del tramo final del tercer cuarto se trasladaron al principio del cuarto. El CBT salió adormilado y el Horta cada vez creía más en sus posibilidades. Su inicio fue tan imponente que desvaneció su desventaja en apenas tres minutos (55-53). Otra vez Hoexum y Tugores emergían al rescate para generar otra pequeña brecha (59-53). Aquella fue la definitiva porque la hicieron buena en ambos lados de la pista. Atrás defendieron con mordiente y eso provocó que en ataque pudieran correr, algo que a este CBT se le nota que le favorece (64-55). A falta de cuatro minutos la ventaja era considerable, pero no había que dar por muerto ni mucho menos al Horta. No lo estaba y lo demostró cuando se colocó a cuatro puntos a un minuto del final (68-64). Un triple les colocaba más cerca que nunca de la victoria (68-67). Tuvieron posesión para ello, pero Rosado perdió la bola en línea de fondo, dejando a su equipo con la miel en los labios. Dani Tugores metió uno de los dos tiros libres y el Horta falló el triple del empate sobre la bocina. Victoria para seguir invictos. Victoria para seguir creciendo.

Temas

Comentarios

Lea También