Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes FÚTBOL

El Nàstic afronta la final de la Copa Catalunya antes de la 'superfinal' contra el Almería

El Nàstic buscará su tercer título catalán ante el Girona, en Olot (19.00), con la mirada puesta en el partido del domingo ante un rival directo en la lucha por la salvación

Jaume Aparicio López

Whatsapp
El central del Nàstic Xavi Molina persigue a Sandaza en el partido de liga en Girona. Foto: diari de girona

El central del Nàstic Xavi Molina persigue a Sandaza en el partido de liga en Girona. Foto: diari de girona

El encaje de la Copa Catalunya en el calendario siempre ha sido complicado. Para los 'grandes' (Barça y Espanyol) pero también para los más modestos, como el Nàstic. Cada año hay problemas para decidir sede y fecha. La Federació Catalana (FCF) defiende su título más importante, mientras que los clubes intentan que la disputa de una competición considerada menor afecte lo menos posible a sus intereses ligueros.

Para el Nàstic, esta final ante el Girona, llega en un momento inoportuno. Justo después de un partido altamente exigente en Valladolid (con triunfo por 1-2) y en la antesala de tres jornadas consecutivas en las que se decidirá su futuro en Segunda división.

Almería, Mallorca y Mirandés son los tres próximos rivales del cuadro tarraconense en la Liga. Tres equipos que compiten con los grana por la permanencia en LaLiga 123. El primer partido será el domingo al mediodía frente al Almería de Luis Miguel Ramis. Una «superfinal», como la ha calificado el técnico del Nàstic Juan Merino en la rueda de prensa previa a la Copa Catalunya.

El gaditano hizo gala de sinceridad cuando aseguró, con todo el respeto que le merece la competición, que jugar la Copa Catalunya esta semana «perjudicaba a su equipo». Su prioridad es la liga. El camino que le queda para asegurarse su estancia en Segunda una temporada más es exigente y no puede destinar esfuerzos en otros torneos.

Diez jugadores del filial

Merino presentará al equipo más competitivo posible, compuesto por jugadores que no están contando en la liga y completado por futbolistas del CFPobla de Mafumet, filial grana.

La idea del técnico es que esos jugadores que no suelen tener minutos puedan «aprovechar el escaparate que les ofrece la competición, jueguen al máximo y demuestren que quieren echar una mano en la liga».

En la convocatoria de 20 jugadores, Merino ha incluido a diez jugadores del primer equipo (Reina, Gerard, Molina, Zahibo, Juan Muñiz, José Carlos, Jean Luc, Uche, Giner y Achille Emaná) y diez del filial (Perales, Ruxi, Roger, Brugui, Iván Vidal, De Nova, Adri, Avi, Gabri y Vadillo).

Menos complicación tendrá Pablo Machín, entrenador del Girona. Dispone de una amplia plantilla, suficiente como para completar un once de 'suplentes' en Olot.

El Nàstic buscará su tercer título tras los conquistados en Palamós (2008) frente al FC Barcelona y en Manlleu (2012) contra el conjunto local. El Girona, que llega después de dos derrotas consecutivas en liga ante Cádiz y Oviedo, no tiene aún ninguna Copa Catalunya en sus vitrinas. Su única presencia en la final fue en el 2015, que perdieron frente al Europa.

Temas

  • DEPORTES

Comentarios

Lea También