Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Reus activa el modo 'on'

La plantilla ha regresado esta mañana al trabajo con una doble sesión que repetirá mañana para recuperar el tono físico. El Alcorcón, el 6 de enero, próximo desafío

Marc Libiano

Whatsapp
Los jugadores del CF Reus durante el entrenamiento de esta mañana. Foto: Alfredo González

Los jugadores del CF Reus durante el entrenamiento de esta mañana. Foto: Alfredo González

La maquinaria rojinegra volvió a activarse tras una semana de asueto y reflexión. No fue fácil para el Reus el final de año. El doloroso 5-0 de Córdoba dejó rastro agrio a un 2017 que había dibujado un camino casi idílico. Alejado de las urgencias, eso sí, el plantel de Garai apareció por el Estadi sobre las 10.00 horas para pedir ropa y complementos a Joan Maria, ese utilero que no para quieto ni que le aten con una cuerda. Había trabajo por delante, para los futbolistas y también para los empleados. Día de reencuentros, choques de esos cinco y algún abrazo. Luego, al lío.

A Garai se le vio pensativo en el centro del anexo, rodeado de sus hombres de confianza, Xavi Bartolo y Marc Sellarès. Entre susurros intercambiaron opiniones mientras que los chicos daban vueltas a trote sobre el césped. Al técnico del Reus se le notó especialmente afectado en el viaje de vuelta de Córdoba. Le costó un mundo digerir ese palo, nadie contaba con una derrota tan clara y contundente. El entrenador vasco tampoco. Ha disfrutado de una semana para pensar mucho y hallar explicaciones si es que las hay. Las penas ya quedan atrás porque el fútbol viaja continuamente en el vértigo. Hay poco tiempo para asumir, para lo bueno y lo malo. En diez días aparece un nuevo examen. Se llama Alcorcón.

En esa cita, el próximo 6 de enero, el Reus ha focalizado todo su trabajo post-vacacional. Entrenará en doble sesión hasta hoy para recuperar el tono físico y descansará para fin de año. La próxima semana se instaurará la rutina habitual previa a cualquier partido liguero. El del Alcorcón cerrará la primera vuelta del campeonato. 25 puntos y cierto colchón sobre la zona de descenso premian el trayecto del Reus, aunque está prohibido caer en la autocomplacencia.

Garai disfrutó de la participación de casi todos los efectivos. Quedan en la enfermería Querol y Miramón, que prolongaron su período de recuperación en el gimnasio, donde entrenaron mientras el resto de sus compañeros corrían sobre el verde. Ricardo permanece en esa prueba de madurez en la que se ha visto sometido debido a la rotura del cruzado. Fran Carbia ya se ha instalado con total sencillez con el resto del grupo.

Mientras el equipo inicia la puesta a punto, el mercado está a un paso de abrir sus puertas. Se avecina un mes de enero de rumores y muchísima expectación. En el caso del Reus no se descarta algún regalo de Reyes en forma de fichaje, aunque no existen las urgencias que hoy mismo sufren algunos rivales directos, con la intención de cerrar operaciones extravagantes.

Temas

Comentarios

Lea También