Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Reus defiende su corona en el Dragao Caixa

Los rojinegros se miden al Barça mañana (16.30 horas), en la segunda semifinal de la Final Four que se celebra en Oporto. 

Diari de Tarragona

Whatsapp
Reus Deportiu

Reus Deportiu

Europa comparece de nuevo en el universo del Reus Deportiu, que se presenta en Oporto dispuesto a defender el trono que ahora mismo ostenta, como actual campeón de la Champions. Hace justo un año la levantó en Lleida, en aquella maravillosa final ante el Oliveirense, también de raíces portuguesas. Fue la octava Copa de Europa del club. De eterno recuerdo para los románticos. La exigencia de la historia y del escudo han obligado a competir de nuevo al equipo de Garcia entre las altas esferas del hockey mundial. La respuesta ha vuelto a ser deliciosa. El Reus se ha plantado de nuevo en la Final Four de Oporto con un trayecto extraordinario, con remontada incluida en cuartos de final ante el Liceo. Fue el partido fetiche de la fase previa.

De nuevo entre los cuatro miuras continentales, el actual campeón se enfrenta a un desafío todavía más complicado. Aspira a conservar su trono en territorio hostil, en la casa del Porto, que va por el otro lado del cuadro. Los rojinegros se cruzarán con otro enemigo de postín y tradicional como el Barcelona, en la segunda semifinal. El Dragao Caixa se ha reservado el derecho como escenario. Contemplará una dura pelea entre cuatro aspirantes de la misma aristocracia. El Porto se mide al Sporting en la primera semifinal, la que inaugurará la competición más dominante del mundo.

El equipo se ha entrenado en el Dragao Caixa.

En un enfrentamiento directo, a cara o cruz, el Barcelona deja de ser un rival invencible. Se le puede derrotar si el Reus es capaz de dibujar una actuación coral, con aires de perfección. Necesitará de la mejor versión de sus jugadores más diferenciales. Incluida la del meta, Candid Ballart, que afronta su primera Final Four. Una buena prueba para examinar su fiabilidad. El Reus viajó el jueves en autocar hacia Porto, donde también se ha entrenado en el mismo Dragao Caixa, una pista que conoce a la perfección. Los rojinegros dejaron en el camino al Porto, en una eliminatoria de cuartos de final electrizante, la pasada temporada.

El factor ambiente no puede servir de coartada para Reus ni Barça, en ese Clásico que van a protagonizar en Oporto. No va a pesar el público ni la presión exterior. Curiosamente los rojinegros se han convertido en el único equipo capaz de derrotar al Barcelona esta temporada. Ocurrió en el Palau d’Esports, en el partido liguero de la primera vuelta de la OK Liga. Ha llovido un poco desde entonces.

Los azulgranas se presentan al Clásico sin uno de sus estandartes. Hay muchos en ese plantel interminable de talento, pero la figura de Marc Gual, por jerarquía y liderazgo, marca tendencia. Gual cumple sanción europea de seis meses, tras el incidente con Diogo Rafael, del Benfica, en la fase de grupos. Su ausencia retumba en una Final Four que se queda coja sin una de las grandes estrellas. En todo caso, el Barcelona no puede ni debe lamentar la falta de Gual. Dispone de condimentos y recursos infinitos para sobreponerse a ella.

Justo antes de ese Clásico, la batalla portuguesa entre Porto y Sporting de Lisboa va a derrochar extrema energía. Dos inversiones extraordinarias, con plantillas lujosas y la necesidad de volver a conquistar Europa. El Porto no desiste en el intento. Lo ha preparado todo para ganar en casa. Guillem Cabestany maneja un equipo que alcanza la competición en la plenitud de rendimiento y una autoestima brutal tras eliminar al Benfica en cuartos de final. El Sporting regresa a la cima tras varios años de ausencia y no renuncia a una final que culminaría la primera parte de su proyecto.

Temas

Comentarios

Lea También