Más de Deportes

El compromiso de Edgar Badia con el fútbol base de Reus

Fútbol. El exportero del CF Reus, ahora en el Elche, en Primera División, volvió a casa y grabó un vídeo para los jóvenes de la Fundació de Futbol Base

Marc Libiano

Whatsapp
El compromiso de Edgar Badia con el fútbol base de Reus

El compromiso de Edgar Badia con el fútbol base de Reus

Badia pisó el césped del Estadi, por cierto en un estado correcto, y le entró la nostalgia. Cuesta volver a casa y ver un desierto, sólo la osadía del fútbol base pretende conservar los valores, el sentimiento de pertenencia y la estima por el rojo y negro. Queda poco más del CF Reus que el guardameta llevó a la gloria, quizás en los años más puros de su carrera, en donde enseñó una evolución asombrosa. Aterrizó en Segunda B, rebotado de Granada y recuperó el vuelo en el Estadi, donde le siguen admirando. No decimos ninguna barbaridad si consideramos a Edgar Badia como el mejor portero de la historia del Reus.

La estima que mantiene por la ciudad la lleva tatuada en su piel. El tradicional Campanar de la capital del Baix Camp ha quedado inmortalizado en el rostro del portero, hoy en el Elche, ya acostado en la élite de Primera División. No el lujo, ni el dinero ni el prestigio, ni el exceso de halagos le han quitado un ápice de naturalidad. Badia conserva su cercanía. Valora lo que tiene, porque conquistarlo le ha costado mucho. 

La llamada de la Fundació de Fútbol base Reus, el proyecto heredero de la casa madre, le devolvió al Estadi ayer. Grabó un vídeo dedicado a los porteros de la Fundació, que durante la tarde de hoy van a participar en un encuentro de arqueros que va a dirigir Yvan Castillo, expreparador de metas del CF Reus y del Deportivo de la Coruña. Una fórmula perfecta se ha dado en esta ecuación. Castillo fue el mentor de Badia, el especialista que apostó ciegamente por las cualidades del barcelonés, todavía en la Segunda B.

«En realidad, lo que conseguimos con el CF Reus es algo muy difícil. Es una pena cómo acabó aquella historia, porque en este estadio vivimos momentos inolvidables», explicó a Joan Solanes, el que fue su delegado, a pie de césped, envuelto en el romanticismo del instante. «Ahora el

Estadi me parece pequeño acostumbrado a los campos inmensos de Primera, pero tiene un encanto especial», acentuó un protagonista querido en casa.
 

Badia recibió la visita del presidente de la Fundació, Xavi Castro, que le agradeció el detalle de ocupar su tiempo en el vídeo y le obsequió con una bufanda de la academia, evidentemente de color rojinegro. Para los porteros del fútbol base reusense, el actual arquero del Elche se ha convertido en espejo y referencia absoluta. Ya lo era cuando obraba milagros en forma de paradas en el Estadi. No hace tanto de eso.

Edgar Badia y su pareja, Míriam, han pasado dos días en Reus para visitar a viejos amigos y para mantener lazos con la ciudad en la que residieron cinco años. El futbolista desayunó ayer con su exentrenador Xavi Bartolo, con el expresidente Xavier Llastarri y con Yvan Castillo.

Acaba de iniciar sus vacaciones pendiente, eso sí, de qué deparará el futuro. De momento, tiene un año más de contrato con el Elche.
Reus ha calado en el corazón de un jugador que, desde el principio, se sintió identificado con la propuesta y con la idiosincrasia del club. El cariño perdura. Sus paradas también.

Temas

Comentarios

Lea También