Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes FÚTBOL

Gerard Nus busca con Ghana su primera Copa de África

El técnico reusense, segundo de Avram Grant en la selección ghanesa, ya participó con Guinea en 2015

Jaume Aparicio López

Whatsapp
Nus viene de ser primer entrenador en el Rayo Oklahoma, en Estados Unidos. Ahora afronta otro desafío como segundo. Foto: Cedida

Nus viene de ser primer entrenador en el Rayo Oklahoma, en Estados Unidos. Ahora afronta otro desafío como segundo. Foto: Cedida

Gerard Nus vuelve a la Copa de África. El técnico reusense, ayudante de Avram Grant en la selección de Ghana, disputará por segunda vez la máxima competición del continente africano después de quedarse a las puertas del título en la pasada edición, en el 2015.

Era su primera experiencia en el cuerpo técnico de las Estrellas Negras y estuvo a punto de rozar el éxito. La tanda de penaltis impidió que Ghana se alzara con el título en la Copa África 2015, 33 años después de su última conquista. Costa de Marfil se llevó el campeonato disputado en Guinea Ecuatorial.

Gerard Nus encara esta competición más maduro profesionalmente, después de su excelente debut como primer entrenador del Rayo Oklahoma (que llevó a la lucha por el Campeonato de la NASL). Su relación con la plantilla y el resto del cuerpo técnico también ha crecido. Conoce mejor al grupo y «eso hace más cómoda la convivencia en el día a día, porque todos sabemos qué podemos aportar desde nuestro terreno».

Experiencia en Gabón

En Gabón, la selección ghanesa llega como una de las favoritas, junto con la vigente campeona. «Costa de Marfil me ha gustado mucho cuando los he visto jugar», explica el reusense que ve a su equipo «con potencial suficiente para ser considerado candidato al título». «Han madurado como grupo, tienen más experiencia y como eran tan jóvenes hace dos años ahora están en una edad buena para ser competitivos», razona el joven preparador de Reus.

Sin embargo, advierte de que estos torneos son exigentes desde el primer minuto y detalla que en África «una vez empieza los partidos cualquier detalle en la preparación es trascendental». De ahí la importancia del trabajo previo realizado durante la preparación del campeonato en Dubái.

«Este tipo de concentraciones sirven para mucho. Para ver cómo está cada jugador individualmente. Trabajar aspectos comunes de equipo. Sobre todo a nivel táctico. Que todos tengan claro las ideas del técnico», comenta Gerard Nus.

Entrenar una selección es completamente diferente a un club. El técnico no dispone de tanto tiempo para introducir todos los elementos tácticos. «Por eso –señala el catalán– es importante priorizar y que todos entiendan las instrucciones del entrenador, para poder responder y actuar en consecuencia durante los partidos, en función de las circunstancias que se vayan dando».

El último título logrado por Ghana es de 1982. Demasiado tiempo para una selección que en las últimas décadas ha logrado éxitos en categorías inferiores. El subcampeonato del año 2015 ayudó a paliar esa sensación de vacío en cuanto a éxitos internacionales, pero al mismo tiempo, ha añadido más presión al actual combinado del que se espera regrese a casa con la Copa en la maleta. «El nivel de exigencia y la presión de la afición, los técnicos, todo el país en general no debe dar miedo, sino todo lo contrario, verlo como un reto. Hay que ser ambiciosos», dice Gerard Nus. Nada que no sea, como mínimo, repetir la final satisfaría a los aficionados.

Ghana debutará el martes 17 de enero contra Uganda en el estadio de Port Gentil. El 21 de enero jugará contra Mali y cuatro días después, el 25, frente a Egipto, su principal rival en el grupo D. Para Nus hay que demostrar ser superiores al contrario en todos ellos para optar a, como mínimo, repetir la final de la pasada edición».

Temas

  • DEPORTES

Lea También