Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Incógnita en la portería del Nàstic

El futuro de Bernabé marcará el destino de la meta grana. El Nàstic solo le venderá si llega una oferta convincente

Diari de Tarragona

Whatsapp
Bernabé Barragán en un partido con el Nàstic.

Bernabé Barragán en un partido con el Nàstic.

La portería del Nàstic es uno de los asuntos que más preocupa a la dirección deportiva grana y que a día de hoy es una auténtica incógnita. Lo único que se sabe es que Bernabé Barragán tiene contrato con la entidad tarraconense y que el portero del Juvenil A Cheikh Sarr dará el salto al primer equipo este mismo verano. 

En todo caso, no hay dudas de que la portería del Nàstic va a sufrir una remodelación completa salvo sorpresa respecto a la última temporada. Isaac Becerra fue uno de los dos guardametas que la temporada pasada defendió la meta grana y que ya es oficial desde hace días que no lo seguirá haciendo la próxima campaña. El meta de Badalona se acogió a su cláusula de escape tras el descenso y ya se encuentra como futbolista libre en el mercado. De hecho, muchos medios de Tenerife le sitúan cerca del club insular. 

Bernabé Barragán fue el otro portero que defendió los intereses tarraconenses durante el curso pasado. Su situación es distinta a la de Isaac Becerra, ya que el guardameta sevillano tiene contrato con el Nàstic hasta el 30 de junio de 2020, es decir un año más. Sin embargo, su futuro parece que a día de hoy se encuentra más lejos que cerca de Tarragona. 

Sergi Parés, director deportivo del conjunto grana, ha manifestado públicamente esta semana que Bernabé Barragán es un portero con el que le gustaría contar para el nuevo proyecto, pero no ha podido asegurar que vaya a ser así. Lo cierto es que Barragán tiene muchos pretendientes en Segunda División, entre ellos el Girona, e incluso anda en el punto de mira de varios Primera. Por lo tanto, se antoja complicada la continuidad de un jugador que siempre ha demostrado su compromiso, pero que es consciente de que si el fútbol profesional le llama a sus puertas es difícil decirle que no. 

La posición del Nàstic respecto a este contexto es clara: Barragán podrá salir siempre y cuando traiga al club una oferta económica suficientemente interesante. Una cuantía que podría situarse cerca del millón de euros, cantidad importante pero no descabellada para uno de los metas con más proyección de la categoría de plata. 

En caso de no llegar una oferta jugosa, el conjunto grana no vería con malos ojos tener como uno de los buques insignias del nuevo proyecto al sevillano. 

Además, su peso de en el vestuario sería todavía mayor tras la marcha de Abraham Minero, primer capitán del Nàstic durante parte de la pasada temporada y que finalmente ha decidido fichar por el Racing de Santander. 

Por otro lado, Cheickh Sarr sí que permanecerá en el Nàstic salvo una oferta irrechazable de algunos de los equipos punteros que lo han seguido durante toda esta temporada. En todo caso, su rol no apunta al de titular y sí al de meta suplente. 
Este contexto obligará al club a fichar a un portero en función de la salida o la continuidad de Barragán. En caso de que el guardameta de Los Palacios se quede, llegará un portero con la etiqueta de suplente a priori. En caso de que Barragán se marche, llegaría un arquero de importante nivel para ocupar la portería grana. 

Temas

Comentarios

Lea También