Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes Tercera División

La Pobla cae ante el Europa (Europa 3-0 Pobla)

El CE Europa no dio opciones a una Pobla que se expuso en defensa y acabó goleada

JAUME APARICIO LÓPEZ

Whatsapp
Dani Molina en el partido ante el Europa. FOTO: CEDIDA

Dani Molina en el partido ante el Europa. FOTO: CEDIDA

La Pobla ha perdido fuelle. El equipo de Beto Company está viviendo la realidad. La Tercera División no es un jardín por el que pasearse. Quizás, el excelente inicio del filial grana hizo que lo pareciera. La superioridad era tal que asombraba incluso a los propios futbolistas. Tres jornadas sin ganar, con dos visitas a estadios tan emblemáticos de la categoría (y de otras superiores) como el Narcís Sala de Sant Andreu (1-0) y el Nou Sardenya del Europa (3-0) han sido un baño de realidad. El camino empezó en bajada, pero la liga se hará toda en subida. Y más sin futbolistas como Sergio Montero o alguno más que pueda dar el salto al primer equipo.

Ante el Europa los chicos de Albert Company no estuvieron finos. Hicieron sino el peor, uno de los partidos más malos del curso. No inquietaron a un ordenado conjunto graciense en ningún momento y sufrieron en cada contragolpe que armaban los barceloneses. Tres acabaron con Arnau Riera recogiendo el balón del fondo de su portería. Los tres con la misma firma: Jordi Cano.

La Pobla trató de sujetar la posesión pero desde el primer minuto daba la impresión que no había la finura en el pase necesaria para someter a un conjunto tan trabajado como el Europa. Los locales atacaron las bandas para tratar de retener a los laterales granas y hacer recular al rival. Lo consiguieron con conducciones magistrales de Sergio Pastells. Un lateral que se implica en el juego de tal manera que su trascendencia en el fútbol de su equipo supera la de un lateral profundo. Suya fue la primera gran ocasión del partido que Arnau Riera despejó in extremis con la punta del pie.

Pol Domingo y Roger Figueras se vieron ‘bombardeados’ de centros laterales, bien defendidos por ambos durante todo el primer tiempo.

Un segundo mal tiempo

El segundo acto comenzó de la peor manera posible. Un error en el despeje concedió el espacio necesario para que Jordi Cano anotara el primero del partido y el de si hat-trick.

El marcador reforzó la propuesta graciense. Los de De Prada mantuvieron la disciplina defensiva con una robustez que absorvía todos los intentos, imprecisos, de la Pobla de acercarse a la meta de Priego. Esa seguridad se transmitió al ataque y a un Jordi Cano en estado de gracia. Cogiendo a los granas desprevenidos, el delantero escapulado convirtió una contra de manual. La asociación precisa en cada momento con la verticalidad suficiente para hacer correr a la defensa adversaria de espaldas y sin posibilidad de frenar la acción. A la hora de juego el 2-0 ya parecía decisivo. Hasta que nueve minutos después, de nuevo Cano, completaba su triplete con otra combinación larga, mortal y decisiva.

Temas

Comentarios

Lea También