Más de Deportes

Deportes La previa

La primera final de la segunda fase para el Nàstic

El Nàstic debuta en la segunda fase con la visita del Villarrreal B al Nou Estadi

Juanfran Moreno

Whatsapp
Los jugadores del Nastic celebran el tanto de Brugui conseguido frente al Barca B. FOTO: PERE FERRÉ

Los jugadores del Nastic celebran el tanto de Brugui conseguido frente al Barca B. FOTO: PERE FERRÉ

La segunda fase inicia su camino esta tarde en el Nou Estadi en un partido que medirá al Nàstic frente al Villarreal B (17.00 horas). Será la primera de las seis finales que hay por delante. Un formato tan reducido de segunda fase provoca que fallar pueda ser más traumático que en la primera fase. Solo hay 18 puntos en juego y eso implica que el margen de error sea mucho menor.

El conjunto de Toni Seligrat ya ha hecho cuentas y tiene claro que el pase al play off final, en el que se meterán los tres primeros clasificados y el mejor cuarto de los cinco grupos de seis equipos que componen la segunda fase, pasa por no fallar en casa e intentar no perder lejos de ella. En otras palabras, repetir la dinámica de la primera fase en la que el Nàstic ha sido un ciclón en casa y fuera de ella ha solido rascar puntos. Con una trayectoria similar en la segunda fase, las opciones de meterse en el play off final se dispararían.

Para este primer partido el Nàstic acude con su plantilla casi al completo. Solo se tienen las bajas de Brugui, que cumple su último partido de sanción ante el Villarreal B y Jesús Rueda que deberá cumplir el partido de sanción por la roja vista en Cornellà. Gonzi podría entrar en la lista tras superar su lesión de menisco.

Con todos los mimbres disponibles, Seligrat podría apostar por el once de gala al que ha recurrido en los partidos de más calado y que la afición tarraconense ya comienza a intuir casi de memoria. Suárez en portería; Albarrán, Quintanilla, Trilles y Joan Oriol en defensa; Miranda, Bonilla y Tienza en la sala de máquinas; y en el tridente de ataque apostaría por Oliva y Carbia. La gran duda estaría en el otro extremo en el que Pedro Martín, Guillem Jaime y Pol Ballesteros optan al puesto.

Como siempre el equipo se armará en el habitual 4-3-3 con el que buscará imponer un alto ritmo de partido e ir a buscar al Villarreal B arriba, equipo al que intentará asfixiar con una presión en bloque alto, una de las grandes características del equipo de Seligrat. En todo caso, no será fácil cortocircuitar a un filial de mucho talento y que si algo domina es el juego de posición.

No obstante, los precedentes contra filiales esta temporada en casa han sido positivos. Espanyol B y Barça B comparecieron con temor en el Nou Estadi y no presentaron batalla firme a un conjunto tarraconense que solo necesitó de una primera parte para doblegarles. Fueron dos partidos calcados en los que los granas hincaron colmillo con facilidad y luego supieron gestionar la ventaja.

Temas

Comentarios

Lea También