Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La sequía de los delanteros rojinegros

El Reus necesita de los goles de sus tres delanteros para salir de la racha negativa de resultados.

Juanfran Moreno

Whatsapp
Édgar Hernández se lamenta de un penalti fallado frente al Sporting. Foto: Alfredo González

Édgar Hernández se lamenta de un penalti fallado frente al Sporting. Foto: Alfredo González

El Reus vive momentos difíciles. Quizás, los peores desde que aterrizara en Segunda División. Los resultados no están siendo positivos en las últimas semanas. Tampoco las sensaciones. Solo en el pasado encuentro frente al Alcorcón se pudieron vislumbrar destellos de aquel conjunto rojinegro que asombró a la categoría durante el curso pasado. 

Hay un factor de sobras conocidos que está provocando que los de López Garai acumulen cinco jornadas consecutivas sin ganar. La falta de gol sigue siendo el principal quebradero de cabeza. El equipo rojinegro sigue generando ocasiones, pero materializarlas sigue siendo una tarea prácticamente utópica para los intereses del Reus. 

En la primera vuelta, Ledes asumió el rol de goleador sin haberse postulado para ello. Entre el portugués y el gol nació una relación tan inesperada como fructífera. Nàstic, Lorca, Huesca Valladolid y Sporting fueron las victimas del mediocentro portugués. Consiguió ver puerta en cinco ocasiones, ayudando al Reus a sumar siete puntos. 

Sin embargo, no era una situación desconocida para los rojinegros. El curso pasado ya se nutrieron de la excelente racha goleadora de Fran Carbia en la primera vuelta. Seis goles logró el tarraconense. Por aquel entonces, otro futbolista que no ocupaba la posición de delantero también tenía que desarrollar un papel goleador.

Una delantera sin gol

Y es que el Reus está echando en falta los goles de sus delanteros. Ni Máyor, ni Édgar Hernández, ni Lekic están logrando atravesar una racha goleadora. No ven puerta de manera asidua. La ansiedad por marcar termina desembocando en una agonía que acaba pasando factura. Entre los tres delanteros rojinegros acumulan cuatro goles. Lekic suma tres, Máyor lleva uno y Édgar Hernández todavía no ha visto puerta en lo que va de temporada. 

Y es que el serbio es el futbolista con mejor promedio de goles de los futbolistas de ataque rojinegro. Lekic acumula un gol cada 216 minutos disputados. Una marca muy superior respecto a sus otros dos competidor por un puesto en la punta del ataque. 

Por otro lado, Máyor ha necesitado 785 minutos para poder ver puerta en el único tanto que lleva en esta temporada hasta el momento. Por último, Édgar Hernández no ha conseguido marcar todavía en los 896 minutos que ha disputado. 

El último gol rojinegro que llegó por parte de uno de los tres arietes del equipo fue en la última victoria del Reus frente al Barça en la jornada 17. Dejan Lekic anotó el tanto de la victoria en el minuto 52. Desde entonces, el conjunto reusense acumula cinco partidos sin gol de uno de sus delanteros. 

En realidad, solo suma un gol en la últimas cinco jornadas, el logrado por Jesús Olmo en el tiempo de descuento que sirvió para rescatar un empate frente al Alcorcón en el Estadi. El hecho de que un defensa central tenga que ser el encargado de romper una racha de tres partidos consecutivos sin marcar reafirma los problemas que tiene el Reus en los metros finales. 

La realidad es que el Reus va a necesitar de los goles de sus delanteros para salir de la racha negativa de resultados que atraviesa. Les toca dar un paso enfrente. 

A día de hoy, todavía más, puesto que los rojinegros estaban acostumbrados a ver su casillero de goles en contra a cero. Esta tendencia ha dado paso a un equipo que encaja más y que por tanto necesitará marcar muchos más goles para poder ir sumando puntos y acercarse a los 50 que marcan la salvación. 

En el Nou Estadi, el conjunto rojinegro suplicará que alguno de sus arietes acabe con la sequía de los hombres de ataque. Máyor ya lo logró en el derbi de la pasada temporada en el feudo grana. Intentará repetir este curso. Falta hace. 

Temas

Comentarios

Lea También