Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La suspensión de pagos de Gas Gas deja colgado a Raga

El ulldeconense se ha quedado sin equipo, a mitad de temporada, a causa los problemas económicos de la empresa de Salt
Whatsapp
En la imagen el piloto ulldeconense Adam Raga, durante la disputa de una prueba. Foto: Cedida

En la imagen el piloto ulldeconense Adam Raga, durante la disputa de una prueba. Foto: Cedida

Adam Raga está viviendo una de las situaciones más difíciles de su prolongada y laureada carrera. El piloto de Ulldecona se ha quedado sin equipo en plena disputa del Mundial de la especialidad, a causa de la suspensión de pagamientos en la que ha entrado la marca GAS GAS. Dado este delicado momento, el del Montsià tendrá que buscar espónsors para seguir, mientras se financia él mismo.

Raga explica que «en agosto tuve ofertas para comprometerme por otras marcas, pero terminé firmando tres años (2015, 2016 y 2017) por GAS GAS, que se puso al corriente de pagos para demostrar que económicamente estaban bien». No obstante, desde que firmé este contrato, casi no se han producido ingresos, y la promesa de cumplir con los compromisos adquiridos no se llevó a cabo, llegando a esta situación crítica, de las más complicadas de mi carrera». El piloto ebrense sigue explicando que «hace unos días, GAS GAS me pidió que acudiera a la fotografía oficial, y unas horas después, en cambio, me comunicó que el Mundial se había acabado para ellos». Raga comentaba que «ahora mis problemas son dos. Por un lado, me dejan en una mala posición personal, porque no he cobrado nada o muy poquito tras la renovación que firmé con ellos el pasado mes de agosto. Y por otro, Gas Gas corría con todos los gastos del equipo como los mochileros, los mecánicos o los camiones, y ahora tengo que buscarme la vida para acabar la temporada. Me tendría que financiar yo mismo lo que queda de Mundial, que es casi todo».

A pesar del mazazo, Raga está con ganas de luchar para seguir adelante: tengo dos motos oficiales y material de recambio para tirar todo el año, pero tengo que encontrar patrocinadores y financiación para juntar y llevar al equipo. Calculo que necesitamos unos 100.00 euros para poder acabar la temporada; cualquier ayuda que llegue será bienvenida». El piloto del Montsià también destaca que la RFME «me va a ayudar corriendo con los gastos del traslado de las motos a las tres primeras carreras, que son la República Checa, en la que Raga estará seguro, Suecia e Inglaterra, y luego vendrán Francia, Estados Unidos, Andorra y Jérez». Habrá que ver cómo evoluciona todo las próximas semanas, pero Raga está con la fuerza de un gran campeón para superar las adversidades.

Temas

  • DEPORTES

Comentarios

Lea También