Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes Gran éxito

Lluis Daudén, premio a la regularidad

El roquetense, componente del Moto Club Amposta, se ha proclamado recientemente campeón de Catalunya de motocrós en la categoría MX1

V. Maigí

Whatsapp
El componente del Moto Club Amposta, Lluis Daudén, con su moto durante la disputa de una competición.  FOTO: cedida

El componente del Moto Club Amposta, Lluis Daudén, con su moto durante la disputa de una competición. FOTO: cedida

Lluis Daudén Serra (Roquetes, 25 años), piloto del Moto Club Amposta, todavía está saboreando el éxito que ha significado ganar el Campionat de Catalunya de motocrós en la categoría MX1. Él mismo explica que «es muy importante porque es la recompensa a mucho trabajo y sacrificio; además, es la primera vez que lo gano (el año pasado acabó en la tercera posición)». 

Daudén demostró su tremenda regularidad en las seis citas de las que constó el certamen: en Salomó, Lleida y Bellpuig se adjudicó el primer puesto; en Almenar el segundo y en Ponts y Olvan el tercero. La última cita de esta competición tuvo como escenario Bellpuig y apunta que «en la primera manga estuve muy nervioso, porque no me podía permitir ningún error y terminé segundo por delante de mi rival más directo en la lucha por el campeonato. En la segunda manga salí más tranquilo y logré ganarla». 

La clave para entender su triunfo final reside en «la constancia y la regularidad que he tenido en todas las carreras; además, no he fallado en ninguna manga». 

Esta temporada, el roquetense se ha centrado únicamente en el Campionat de Catalunya porque afirma que «para competir a nivel estatal necesitas mucho tiempo y dinero». Daudén comenta que «el mejor momento del certamen fue cuando terminé. Me saqué mucha presión de encima». Por el contrario, el peor momento lo vivió cuando «en una carrera del campeonato de Valencia caí y me lesioné el hombro y las rodillas. El doctor me dijo que no podía hacer esfuerzo físico durante mínimo tres meses, pero no me lo podía permitir, ya que en quince días tenía la tercera prueba del Catalán en Olvan». 

Para que todo vaya como espera, sigue una intensa preparación: «yo disfruto muchísimo en bicicleta, ya sea de montaña o carretera, y salgo tres días a la semana; los otros días voy al gimnasio. Además, los fines de semana me subo a la moto». Nadie supervisa su preparación física: «siempre voy por libre. En los entrenamientos con la moto tengo a mi padre, que siempre que puede me acompaña y me intenta ayudar en todo lo posible». 

Daudén confiesa que la modalidad del motocrós le aporta «todo. Es una disciplina que te exige muchísimo tanto en el aspecto físico como en el mental. No puedes confiarte ni un momento». 

Sus inicios
Daudén empezó a adentrarse en el mundo del motocrós gracias «a mi mejor amigo. Él tenía una moto y yo siempre iba a verle; cada día la afición iba creciendo hasta el día que me pude comprar una». El joven se define como un piloto «constante y de finales de carrera» y su humildad hace que piense que todavía tiene aspectos a mejorar: «me quedo con que hay que mejorar los comienzas de manga porque me cuestan mucho». 

Respecto a lo que opina su familia de que practique este deporte, apunta que «hay algunas personas a las que nos les hace mucha gracia, pero siempre les digo que correr en motocrós es lo que me hace más feliz. Ya sé que es muy peligroso; para mí es un deporte que me lo ha robado todo, pero que también me lo ha dado todo». 

Con todo, Daudén subraya que «me gustaría dar las gracias a mucha gente, sobre todo a los que vienen el día de la carrera a hacerse fotos en el podio, pero desgraciadamente no puedo, porque vivimos en un país en el que el único deporte que se apoya es el fútbol. No pido que nos den las facilidades que tienen los futbolistas, sólo que a los deportes minoritarios no nos pongan trabas. Necesitamos más apoyo de las instituciones». 

Daudén compagina el mundo del deporte con su trabajo en el ramo de la hostelería y con sus aficiones: «la más destacada son los toros, ya que es algo que está muy arraigado en la familia. Siempre que puedo ir a ver una corrida no me la pierdo».

Temas

Comentarios

Lea También